México crece "a medio gas" por caída del petróleo, volatilidad y recortes: Banamex

El país crecerá 2.3% en 2016, cifra que apenas representa 50% de su capacidad real de desarrollo

Por Mario Mendoza Rojas



La economía mexicana alcanzará un crecimiento de 2.3% del Producto Interno Bruto (PIB) al cierre de 2016, una tasa “aceptable”, pero que no es la idónea ni la más deseable ante las necesidades de desarrollo de la población.

Dicha cifra apenas alcanzará para generar 700 mil empleos formales, registrados en el Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS), y aunque se trata de un dato importante, aún faltaría que la mayoría de tales puestos sean permanentes y no eventuales, como sucede en la actualidad.

En materia de inflación, los precios de productos y servicios continuarán incrementándose en los próximos meses, hasta llegar a 3.44% en promedio y aunque el encarecimiento del dólar –que ronda 18 pesos– ya se trasladó al índice de costos, no hay alarma ni riesgo de crisis para el bolsillo de los mexicanos.

Éstas son las conclusiones principales de Arturo Vieyra, subdirector de Estudios Económicos del Grupo Financiero Banamex, quien durante una entrevista con Publimetro explicó que el panorama antes descrito es resultado de la combinación de cuatro factores: 

Primero, la caída en el precio del petróleo, que resta hasta 0.5% al PIB; segundo, los recortes al gasto público instrumentados por la Secretaría de Hacienda; tercero, la debilidad económica mundial; y cuarto, la volatilidad financiera.

¿Cuáles son las perspectivas económicas de nuestro país que arrojan los últimos estudios de Banamex?

– México no está exento de lo que sude en la economía mundial, en particular del desempeño productivo en Estados Unidos, la desaceleración global y la caída en el precio de los commodities o valor de las materias primas, especialmente del petróleo, que en el caso de la mezcla mexicana ronda entre 28 y 29 dólares por barril.

En ese contexto, nosotros tenemos una expectativa de crecimiento para la economía mexicana de 2.3%; esta tasa –aunque está en línea con la expansión económica promedio registrada en nuestro país durante los últimos años–, no es una tasa deseable ni el desarrollo que todos esperan.

¿No es crecimiento deseable…? 

– Dadas las circunstancias y los riesgos sobre el desarrollo mundial, el 2.3% para México es una tasa aceptable. La buena noticia es que éste se va a dar de forma más equilibrada entre la expansión del mercado interno, impulsada por un aumento importante en el consumo de la población y el avance de las exportaciones, sobre todo de las manufactureras. 

Además –en Banamex– pensamos que el consumo y la inversión van a seguir reactivándose de manera pausada, pero constante, lo cual ayudará a mejor las perspectivas de nuestro país hacia el final de este año.

¿Cómo impactan los recortes al gasto público aplicados por la Secretaría de Hacienda?

– A todo este panorama se suman –y no se pueden ver por separado– las recientes medidas que instrumentó el Gobierno federal a través del incremento de la tasa de interés del Banco de México de 3.25 a 3.75%, y los recortes al gasto público (por 133 mil 200 millones de pesos para este año y de 175 mil millones para el próximo).

Es decir, frente a la difícil coyuntura financiera internacional hubo una respuesta de las autoridades: el alza en la tasa y el ajuste presupuestario, lo cual permitió que un regreso del tipo de cambio a niveles de 18 pesos por dólar y esto ayudará a promover una imagen positiva de México en los mercados internacionales, de finanzas públicas sanas y sustentables a largo plazo. 

En materia de empleo, ¿cuántos nuevos puestos formales serán registrados para este año?  

– En este punto, quiero ahondar en dos elementos: primero si uno toma las cifras del empleo formal, que registra el Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS), estaríamos hablando de un incremento promedio de poco más de 700 mil plazas para este año. 

Y segundo, según la Encuesta Nacional de Ocupación y Empleo (ENOE), elaborada por el INEGI, se reporta que fueron creados más de un millón de puestos de trabajo durante el año pasado.

Pero hay que reconocer que el gran problema del mercado laboral mexicano radica en establecer fuentes de trabajo que sean más permanentes y mejor remuneradas; y, ¿eso cómo se va a lograr?, con aumentos constantes en la productividad a nivel nacional.

Al inicio de la entrevista mencionaste que la tasa de crecimiento del país era importante, pero no la deseable, que la economía debe crecer más. Entonces, ¿cuál es el potencial de crecimiento del país? 

– Efectivamente, la tasa de 2.3% del PIB que esperamos para 2016 está en línea con la expansión económica promedio registrada en los últimos años; aunque viendo tal cifra a la luz del crecimiento mundial y de los riesgos internacionales, la estimación del PIB –además de sensata– podría calificarse como favorable…

¿Cuál sería ese potencial de crecimiento?

– Recordemos que, en los últimos años, el crecimiento económico se ha visto mermado en más de medio punto porcentual anual por el debilitamiento de la actividad petrolera del país. 

Sin embargo, existen cuatro elementos que muestran el verdadero potencial de la economía: los resultados esperados por la implementación de las reformas estructurales, sobre todo en materia de energía y telecomunicaciones; las ventajas de la estabilidad macroeconómica; el avance continuo de las exportaciones, principalmente de las manufactureras y el aumento de la productividad de las empresas.

Y son, precisamente, esos cuatro puntos donde la economía mexicana podría expandir su crecimiento potencial, de entre 2 y 3% que está ahorita, hasta 4.5% o quizá un poco más.

Por último, si combinamos todos los elementos y perspectivas de las que hemos hablado, ¿las familias deben preocuparse por la economía?

– Bueno la economía mexicana está marchando en términos del crecimiento. Digamos que 2016 va a ser un año de crecimiento, no del que todos deseamos, pero va a ser una año de expansión y de generación de empleos, en línea con los que hemos visto en los últimos años. 

Y en general no vamos a observar un deterioro de las condiciones económicas en México.  

 

TAMBIÉN TE RECOMENDAMOS LEER:

Accidentes viales cuestan 1.7% del PIB

Descubren virus exclusivo para dispositivos USB

Llevarán educación financiera a mexicanos en EU y Canadá

Loading...
Revisa el siguiente artículo