El 70% de los mexicanos sin derecho a una pensión

Dos mil 300 pesos pesos es la pensión mínima garantizada para quienes están inscritos en una Aforé y no hacen aportaciones voluntarias en su cuenta individual

Por Mario Mendoza

Siete de cada 10 mexicanos no tendrá derecho a una pensión por parte de la seguridad social al momento de terminar su vida laboral, alertó Lockton México, empresa especializada en administración de riesgos.

Ello, apuntó, debido a que casi 60% de la población trabaja en la informalidad, es freelancer o está al servicio de empresas formales que no otorgan dicha prestación.

A través de un estudio titulado ¿Qué no ha funcionado del modelo de las Afores?, la firma reveló que el panorama es muy poco alentador ante las reducidas aportaciones de retiro y las disparidades con que operan los sistemas de jubilación.

Lo anterior es tan grave, apuntó, que 75% de los trabajadores formales, que están inscritos en una Afore y que ganan menos de cinco salarios mínimos (12 mil pesos), recibirán una pensión mínima garantizada de dos mil 300 pesos mensuales, por su falta de aportaciones o ahorro voluntario.

“Por ley, las aportaciones que reciben los trabajadores en su cuenta individual de retiro, administradas por las Afores, equivalen a 6.5% de su salario.

“Sin embargo, ese nivel de ahorro es muy bajo y ello se traduce en que 75% de las personas que cotizan en el IMSS, con menos de cinco salarios mínimos, recibirán una pensión mínima –de dos mil 300 pesos– cuando se jubilen”, puntualizó la empresa.

“Para obtener una pensión equivalente a 50% del último salario de un trabajador, se requiere una aportación o ahorro promedio de 13 a 18% de sus ingresos, durante 40 años”, reportó la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos (OCDE).

¿Cómo obtengo una pensión digna?

Frente a dicha realidad, Lockton México explicó que –a 20 años de la entrada en operaciones del sistema de Afores– es claro que una manera de mejorar el monto de la jubilación es crear un fondo o patrimonio complementario al beneficio de la seguridad social.

Señaló que es de vital importancia elevar el nivel de educación financiera, a través de campañas públicas y esfuerzos de las empresas; ello con el objetivo de ofrecer información sobre la importancia del ahorro voluntario y la contratación de esquemas que permitan elevar el monto de las pensiones.

Puntualizó que el “ahorro voluntario mediante la cuenta individual de la Aforé es una alternativa viable; pero además se recomienda invertir en diferentes mecanismos o productos financiero.

“Y con ello crear un patrimonio que permita generar un patrimonio de distinta naturaleza, que no dependa sólo de las Afores; por ejemplo: adquirir un casa o departamento a tu nombre.

“O bien, tener una cuenta de inversión que permita a las personas contar con dinero de inmediato; y una cuenta de ahorro de largo plazo, cuyos rendimientos –en todos los casos– se sumen a la pensión que ofrecen los sistemas de seguridad social existentes en el país”, refirió.

“Si sólo cuentas con la Aforé, como único vehículo de inversión para el retiro laboral, pones en riesgo tu capacidad de pagar los gastos de la vejez”; debido al ahorro tan bajo que éstas representan.

Cuatro formas de ahorro voluntario

Para ahorra de forma voluntaria, desde este momento, la Comisión Nacional del Sistema de Ahorro para el Retiro (Consar) te recomienda cuatro mecanismos:

  1. Domiciliación Electrónica: mediante tu tarjeta de débito –donde te depositan el salario– puedes solicitar que se transfiera a tu cuenta de Afore desde 100 hasta 50 mil pesos, con la periodicidad que decidas. Para ello sólo debes ingresar al portal www.e-sar.com.mx, el cual cuenta con todos los protocolos de seguridad y confidencialidad en la información.
  2. Usar las redes comerciales: deposita en tu Afore desde 50 pesos –con la periodicidad que desees– a través de las tiendas 7-Eleven, Extra y Círculo K o en las sucursales Telecomm disponibles a nivel nacional. En este sistema “no te cobran comisión” por la transferencia y sólo necesitas indicar tu CURP; a cambio te deberán entregar un recibo como comprobante de la operación. 
  3. Utilizar las ventanillas:  acude a cualquier oficina de tu Afore y/o sucursal bancaria (con la que algunas Afores tienen convenio) y realiza tu depósito siguiendo las indicaciones que te den directamente en el lugar a dónde acudas. No hay montos mínimos ni máximos.
  4. Por Internet: Ingresa al portal de internet de tu Afore para que vía transferencia bancaria realices tu depósito.

TAMBIÉN PUEDES LEER

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo