Merkel busca alianza con partido opositor para tener mayoría parlamentaria

La canciller alemana, Angela Merkel, dijo que la UE y el mundo esperan asimismo que haya un ejecutivo operativo en Alemania

Por EFE
Merkel busca tener mayoría parlamentaria - Foto: EFE
Merkel busca alianza con partido opositor para tener mayoría parlamentaria

La canciller alemana, Angela Merkel, dio hoy otro paso hacia un nuevo pacto estable de gobierno con el Partido Socialdemócrata (SPD), que empieza a ceder en su rechazo frontal a reeditar la gran coalición que dirigió Alemania durante los últimos cuatro años.

"Estamos dispuestos a iniciar conversaciones con el SPD con la misma voluntad de llegar a un acuerdo con que llevamos las negociaciones con el Partido Liberal (FDP) y Los Verdes", dijo Merkel en una rueda de prensa, tras una reunión de la cúpula de su partido, la Unión Cristianodemócrata (CDU).

Las conversaciones con el FDP y Los Verdes fracasaron hace una semana, después de que los liberales decidieran abandonarlas, y Merkel necesita un nuevo acuerdo con el SPD para tener mayoría parlamentaria.

"La gente espera que se resuelvan sus problemas y para ello es fundamental un gobierno estable", subrayó Merkel, quien recordó también que la UE y el mundo esperan asimismo que haya un ejecutivo operativo en Alemania.

La cúpula de la CDU se ha pronunciado en contra de formar un gobierno de minoría, por considerar que esa fórmula no le daría suficiente estabilidad a Alemania.

Por su parte, el SPD había rechazado la posibilidad de reeditar la gran coalición, pero comenzó a abrirse después de que el presidente alemán, Frank Walter Steinmeier, instara a los partidos a dialogar entre ellos para buscar una salida y evitar repetir las elecciones.

Incómodo al defender en público ese cambio de posición, el líder socialdemócrata, Martin Schulz, ratificó hoy su disposición al diálogo sin prejuzgar cuáles pueden ser los resultados, aunque en las redes sociales parecía descartar una gran coalición: "Puede que estemos ante una constelación que no se ha dado todavía en la república federal", escribió.

Steinmeier ha convocado una reunión para el jueves en la que participarán Merkel, el presidente de la Unión Socialcristiana (CSU), el ala bávara de la CSU, Horst Seehofer, y el presidente del SPD, Martin Schulz.

"Hemos decidido aceptar la invitación del presidente. Todo el mundo tiene claro que el SPD no está en una situación fácil. Nadie puede saber lo que saldrá de la reunión del jueves", dijo Schulz tras presidir una reunión con la cúpula socialdemócrata.

"Lo que salga de ese proceso será sometido al voto de los militantes", insistió el líder socialdemócrata, quien reveló que el primer ministro griego, Alexis Tsipras, le pidió que formara parte del gobierno de Merkel.

Dentro del SPD, explicó, hay ideas diversas sobre cómo puede desatascarse la situación, que van desde participar en una nueva gran coalición hasta facilitar un ejecutivo de Merkel en minoría, fórmula que, en principio, no quieren los conservadores.

Dirigentes de la CDU avanzaron hoy que no creen que las negociaciones formales para intentar formar gobierno comiencen antes de enero, ya que el SPD necesitará tiempo para cambiar su posición.

"El SPD fijó demasiado pronto una posición equivocada y ahora busca un camino para asumir su responsabilidad, no debemos presionarlos demasiado", escribió el ministro de Interior, Thomas de Maizière, miembro de la cúpula de la CDU, en un foro digital del diario "Bild".

Los socialdemócratas del estado federado de Renania del Norte-Westfalia -el "Land" más poblado del país y con más diputados- han formulado una serie de condiciones bajo las cuales se podría reeditar la gran coalición en una carta a la cúpula, a la que ha tenido acceso el diario "Süddeutsche Zeitung".

Entre las condiciones están rebajas fiscales para los ingresos bajos y medios, un programa de inversiones y una reforma de la seguridad sanitaria y del sistema de pensiones.

Además, dentro del SPD se pide asumir las propuestas formuladas por el presidente francés, Emmanuel Macron, para una reforma de la eurozona.

Ante esta posición, Merkel aseguró que conoce desde hace mucho las posiciones del SPD con respecto a la política europea, y recordó que hasta ahora siempre se ha logrado llegar a soluciones de compromiso.

Según una encuesta del instituto demoscópico FORSA, publicada hoy, si hubiera nuevas elecciones el próximo domingo el SPD perdería punto y medio con respecto a su resultado del 24 de septiembre y quedaría con el 19 % de los votos.

La CDU/CSU se mantendría en el 33 %, según este sondeo, que no abriría más nuevas posibilidades de formar gobierno que las conocidas.

TAMBIÉN PUEDES LEER

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo