Cárteles mexicanos tienen vínculos con grupos terroristas: analista

Un ejemplo es el vínculo financiero para lavado de dinero entre Los Zetas y Hezbolá, según Emanuele Ottolenghi, de la Fundación para la Defensa de la Democracia

Por Miguel Velázquez

Grupos señalados de terrorismo, como Hezbolá, tienen vínculos financieros con grupos del narcotráfico en México y América Latina, afirmó Emanuele Ottolenghi, académico de la Universidad Hebrea de Jerusalén y director de la Fundación para la Defensa de las Democracias.

En entrevista para Publimetro, explicó que ambas organizaciones suelen estar vinculadas económicamente: “Hay pruebas de cooperación entre operadores financieros de Hezbolá, que colecta dinero en América Latina, y cárteles mexicanos”.

El caso más conocido es el de Ayman Yuma, de origen libanés, quien fue acusado en 2011 por la DEA de ser el líder de una vasta red internacional de tráfico de drogas. Sus vínculos eran directamente con productores de droga colombianos, el cártel de los Zetas y el grupo extremista Hezbolá. Entre los delitos por los que se le perseguía estaban narcotráfico y lavado de dinero luego de presuntamente amasar más de 850 millones de dólares en ganancias ilícitas.

“Hezbolá ofrece servicios financieros, de infraestructura y logísticos en toda América Latina. Ayudan a los cárteles de la droga a manejar sus recursos económicos, a lavar dinero que llega de las ganancias de la droga y también a mover la mercadería [droga] hasta mercados lejanos como Medio Oriente”, explicó Ottolenghi.

Emanuele Ottolenghi Emanuele Ottolenghi / Foto: Nicolás Corte

Presencia en el territorio

Aunque el principal vínculo entre ambos grupos es económico, Emanuele Ottolenghi explica que también hay una presencia física en territorios de América Latina.

“En muchos países de América Latina hay comunidades islámicas que tienen vínculos familiares e ideológicos con Hezbolá. Apoyan su causa. Pueden ser activados si es necesario para ofrecer apoyo logístico con actividades propiamente terroristas”.

La principal zona geográfica de presencia de Hezbolá en América Latina es la “La Triple Frontera”, conformada por Brasil, Paraguay y Argentina. En países como México y Centroamérica” no hay comunidades de tamaño importante”, enfatizó el académico.

Hezbolá fue calificado como asociación terrorista por el Departamento de Estado de EU en 1997. Es una organización islámica musulmana chií libanesa que cuenta con un brazo político y otro paramilitar. Surgió en Líbano en 1982, como respuesta a la intervención israelí de ese momento. Fueron entrenados, organizados y fundados por un contingente de la Guardia Revolucionaria iraní.

Actividades misioneras de conversión

Según el también columnista de medios como The New York Times, The Hill y The Wall Street Journal, militantes de Hezbolá han fundado centros culturales y mezquitas en América Latina. Las establecen con dinero propio y con ellas buscan realizar “actividades misioneras de conversión”.

“Frecuentemente (las actividades) se acompañan con viajes pagados al Estado iraní, donde están durante periodos de uno o dos meses para continuar el proceso de doctrina”, indicó.

“Sus misioneros llegan a lugares remotos de países de América Latina, en donde el Estado no es fuerte. Les ofrecen escuela, servicios espirituales, apoyo en causas políticas y recursos”. Su objetivo, generalmente, son personas “en los niveles más pobres de la sociedad”.

Emanuel Ottolenghi, cuya Fundación para la Defensa de las Democracias se creó en 2001, posterior al 11 de septiembre; explica que la mayoría de esta información la han obtenido de redes sociales, información oficial y medios de comunicación. Un ejemplo son los reportajes realizados por HispanTV; que se describe como un “medio alternativo iraní en lengua española, que se hace eco de las realidades del mundo con gran diversidad de noticias”.

No hay información fidedigna

En una conversación aparte, Moisés Garduño -académico de la Universidad Nacional Autónoma de México, especialista en temas de Medio Oriente- señaló que no existe información confiable sobre las relaciones entre cárteles del narcotráfico y organizaciones terroristas.

“No hay documentos fidedignos que demuestren la presencia de estos grupos. Hay observación política por parte de Irán pero esto es como cualquier otro país lo hace en el mundo”, destacó.

Además señaló que el terrorismo es una “construcción social. Se trata de criminalizar a quien se identifique como amenaza potencial. En este sentido, no hay forma de saber si una comunidad tiene o no vínculos con criminales”.

La entrevista completa

Aquí la emisión de Facebook Live, realizada por Publimetro.

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo