De los más importantes de México: Nissan Kicks

Fue el auto elegido para promover a Nissan en las olimpiadas de este año, con esa fuerza es que la imagen mundial de la marca se fortaleció

De los más importantes de México: Nissan Kicks

Debería decirle que de los crossovers más importantes del 2016, en Nissan, a nivel mundial ha sido Kicks. Le doy cinco razones importantes porqué lo considero y algunas por lo que en su próxima compra en crossovers no puede dejar de considerarlo.

De impacto industrial

Lo primero es un crossover, un segmento en que la apuesta es segura, acompañado de un gran posicionamiento en el segmento y el adecuado equipamiento e inventario, es un arma letal para la competencia. Dos, en México es aún más fuerte pues si Nissan sabe aprovecharlo haciéndolo localmente luego de 150 millones de dólares que costó su línea de ensamble en la planta de Aguascalientes, puede adaptar equipamiento, el inventario puede ser surtido de manera más directa y cualquiera de sus versiones seguramente puede aumentar o disminuir de acuerdo a su demanda. Tres: el efecto de hacerlo en México es aún más importante para el país pues es uno de los vehículos que más contenido nacional tiene 90%, lo que garantiza un gran surtido de partes y refacciones para el cliente. Cuatro: además de la inversión de Nissan, 14 nuevas empresas y 100 millones de dólares se invirtieron para hacerlo posible. Cinco, es un vehículo con la última tecnología, que posicionado bien puede meter de lleno a Nissan a autos de gran aprecio por el público no sólo por su confiabilidad sino puede poner en la mente del consumidor el diseño, vanguardia y nueva imagen de Nissan. Hoy son distintos, tienen desde su Pick-Up, hasta su Máxima, pasando por Sentra y deje que llegue el nuevo GTR a México o la posible división Nismo, de autos sport, que no podrá dejar de querer subirse para probarlos. No sé si lo sepa, pero el vehículo es un portento de diseño mundial, pues en él colaboraron los laboratorios de Estados Unidos, Brasil y Japón.

Rematando su importancia mundial, fue el auto elegido para promover a Nissan en las olimpiadas de este año, con esa fuerza es que la imagen mundial de la marca se fortaleció.

Kick para el consumidor

Desde mi punto de vista Kicks es un vehículo que mete a Nissan en un segmento donde no estaba, donde simplemente no volteábamos a ver a la marca, últimamente he podido manejar Altima y Pathfinder, así como el GTR, lo que me ha llevado a comprender la nueva era que la empresa lleva años planeando en producto. Por donde lo vea es un auto moderno, atractivo y con aspecto musculoso pero también atractivo. Conserva lo Nissan, pero lo deben posicionar con esa novedad, no es un auto para sentirse solamente cómodo y fácil de usar, sino atractivo, vanguardista y preparado para lograr día a día la misión en la ciudad y carretera, uso personal, familiar, para jóvenes, adultos y mayores, para todo ello que es mucho más que facilidad para manejar. Gran espacio interior, diseño de interiores, la mayor tecnología en materiales, le aseguran que una vez manejándolo, aprendiendo sus ventajas, el cliente puede apreciar cómo compite dentro de los líderes del segmento que están en americanos y otros japoneses.

En verdad creo que el distribuidor tiene una gran arma en sus manos para obtener nuevos clientes, si bien más jóvenes, también algunos que vuelvan a la marca luego de no encontrar opciones para ellos, pues Juke siempre fue un crossover más alto en precio y polémico en su diseño. Kicks sí tiene el poder de conquistar volúmenes, enfoque en sus beneficios fundamentales y en la nueva era de Nissan, de hecho, pienso que la nueva era de diseño no podría tener un mejor estandarte que Kicks pues es un crossover que no conocíamos, que no habíamos oído y que Nissan tenía una plana en blanco pues francamente todos los demás han dado el cambiazo pero siguen una historia de evolución, este era totalmente una nueva historia que inventar y que se sabe está de moda, los crossovers parece que quien los tiene no se puede equivocar.

Le puedo decir que tiene pantallas táctiles, un gran volumen de cajuela, audio, navegación, motor moderno de 1.6 litros – también hecho en México- 118 caballos de potencia y su ingeniería no ha dejado nada de lado – imagine que pensaron en amortiguadores más grandes para controlar mejor su ya ligero chasís- , o que tiene toda la seguridad más avanzada, pero creo que lo que debe evaluar es su gran adaptación a la ciudad con altura, llantas y manejo, ergonomía interior y un diseño que cautiva.

No es un auto sólo cómodo, es un crossover de grandes valores que detonando dará gran volumen a la marca, el hecho que está ensamblado en el país, lo hace aún más un objetivo a evaluar si se va a comprar cualquier auto o crossover de entre 280 mil y 350 mil pesos, Kicks es la nueva Nissan.

Veremos hasta dónde llegará.