Dejemos una pequeña salida por una más grande

Mucho se habla sobre el ahorro y las inversiones, los cuales son útiles para diferentes objetivos como un viaje, compra de un auto, una casa o para nuestro retiro.

Por Cristian Brito
  • Cristian Brito estudió Negocios Internacionales en la Escuela Bancaria y Comercial “EBC”. En 2010 se integra al equipo de GBM como asesor financiero. En 2013 toma la posición de gerente de Operaciones de la parte de GBMfondos. Actualmente lleva el producto digital de fondos.

Una vez que tenemos el objetivo definido el siguiente paso es destinar una cantidad de nuestro dinero para dicho objetivo pues no importará si tenemos el mejor producto con una super tasa si no le metemos dinero; es en este punto en el que pueden iniciar los problemas posiblemente por que pensemos que no nos alcanza, pero, realmente no nos alcanza o en realidad podríamos administrar un poco más adecuado nuestro dinero.

Por ejemplo, cada fin de semana podemos estar saliendo a divertirnos o cenar a lugares con rangos de precios de medianos a altos con los amigos, la pareja o la familia y sin darnos cuenta de que si ahorramos $500 de manera mensual durante 2 años juntaríamos la cantidad de $12,000 con lo cual un buen viaje con destino nacional seguro podemos disfrutar, ahora bien, si a eso le agregamos la opción de invertirlo es aún mejor ya que por nuestro dinero no sólo obtendremos beneficios por el esfuerzo de ahorrar sino que habrá un producto (o productos) con una tasa atractiva la cual nos dará un rendimiento para obtener un monto final mayor.

Utilicemos el mismo escenario de los $500 iniciales junto con los $500 mensuales, pero ahora agreguemos la tasa libre de riesgo, que es del 7%. a dicho escenario lo que nos dará la atractiva cantidad de $13, 415.42 y voila! Podemos disfrutar ya no solamente de nuestro ahorro, sino que también del trabajo del dinero bajo una tasa, ahora ese viaje se podrá disfrutar aún más.

Lo que busco transmitirles con este escenario del ahorro versus la inversión es la importancia de destinar algún monto que por muy pequeño o grande que sea, siempre nos dará un beneficio mayor al que podríamos obtener si lo gastamos cotidianamente, dejemos algunos pequeños momentos por otros más grandes, pues imaginemos si destinamos montos mayores seguramente ese auto o viaje al extranjero ya no se ven inalcanzables, así que al momento que tengamos la salida para el fin de semana sólo recordemos “quiero algo más grande así que vale la pena invertir esta cantidad”…verán como en menos de lo que piensan ya estarán disfrutando de ese mayor objetivo.

Ahora bien, si hacemos esto para algo de mayor plazo como nuestro retiro, podríamos obtener una mejor calidad de vida al momento de dejar de laborar pues es bien sabido que con la pensión que tendremos no será suficiente, así que, destinar un monto de manera constante durante varios años nos dará la certeza de poder disfrutar el dinero y no preocuparnos por este. Pongamos un escenario similar, mismo monto inicial de $500 así como mismo monto mensual, pero ahora durante 30 años, nos da un total de $180,000.

Ahora bien, ya sabemos que si lo invertimos el resultado será aún mayor pues ya está aplicando una tasa que nos da un rendimiento, en este caso tenemos los mismos montos al mismo periodo de años con la aplicación de una tasa libre de riesgo del 7%, el resultado será de $613,791.63 lo cual se ve mucho más atractivo que el obtenido por sólo ahorrar. Nuevamente les planteo esto, imaginemos aportar cantidades mayores, el resultado será evidentemente mucho más adecuado para llevar un retiro tranquilo en el que cada mañana despertemos pensando, ¿cómo disfrutare hoy de mi dinero?

Lo más visto en Publimetro TV:

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo