La polémica Fórmula 1 

Por Héctor Escalante

El fin de semana se llevó a cabo el Gran Premio de México, de manera acertada la jefa de gobierno Claudia Sheinbaum hizo un esfuerzo por mantener en la Ciudad de México el evento automovilístico y además logró que su gobierno no aportara dinero para llevarlo a cabo, es decir fueron los empresarios quienes aportaron el único capital.

A pesar de los aciertos, el evento de la Fórmula 1 sigue causando polémica. Por un lado, muchos de los asistentes en esta edición no se cansaron de señalar con anterioridad que era un evento elitista y se referían de manera despectiva a quienes solían asistir. 

Por otro lado, muchos de los que suelen asistir también criticaron a quienes en esta ocasión fueron. El problema parece simple pero no lo es, éste es un ejemplo de la polarización del país, misma polarización que viene impulsada desde el presidente, pasando por todos sus seguidores y atizada por la oposición. 

A nadie le debería hacer daño el hecho de que asistan unos u otros al Gran Premio de México. Aquellos quienes criticaron tanto este evento en el pasado, deberían aceptar con todas sus palabras que es un acierto para cualquier gobierno que este tipo de espectáculos se den en un país y en una ciudad que aspira a ser grande. Los malabares para justificar su asistencia no tienen razón de ser, al contrario, se ven muy mal. 

A todos nos debería de dar gusto que la Fórmula 1 se lleve a cabo en nuestro país, más bajo las condiciones en las que se dio. Debemos encontrar coincidencias y alejarnos de la estéril batalla entre unos contra otros, de esa falsedad de buenos contra malos. Todos pertenecemos al mismo país.

En este caso en particular la Jefa de Gobierno comprendió que gobierna para todos y no para unos cuantos, que necesita de los empresarios y que cuando se llegan a coincidencias el resultado es positivo.  Hay un falso dilema entre ayudar a quienes más lo necesitan e impulsar este tipo de eventos, ambas acciones son necesarias.

La Fórmula 1 se quedará en México 3 años más. Lo más seguro es que a los próximos eventos asistan personas de distintas clases sociales y afiliaciones partidistas. Lo ideal sería que pasáramos de la polémica a la unificación y que este tipo de espectáculos no contribuyan a división alguna, sino a la unión entre todos los habitantes de la CDMX y del país.

Últimas palabras

El aeropuerto de Santa Lucía es una necedad, los avances que supuestamente mostró el mandatario en un video no emocionan a nadie.

** Las declaraciones y opiniones expresadas en los contenidos de la sección Opinión y de todas las columnas y artículos, son de exclusiva responsabilidad de quien las escribe y de quien las firma, y no representan el punto de vista de Publimetro

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo