El pop tiene una nueva reina

Por Jessie Cervantes

Desde hace muchos años, la música ha puesto frente a las miradas expectantes del planeta a representantes que, gracias a su talento, esfuerzo y trayectoria se han ganado el título de “reyes” en sus respectivos géneros. Y es que, sin importar que éste no sea precisamente un título nobiliario, enorgullece saber que hay personas haciendo arte que causa un impacto colectivo en el mundo entero.

Sin embargo, desde que establecieron a Michael Jackson y Madonna como rey y reina del pop, respectivamente, los estándares musicales han ido cambiando a tal grado que había sido prácticamente imposible superar lo que este par de emblemáticos personajes de la historia musical lograron.

O al menos eso era lo que se creía, que los parámetros musicales establecidos por talentos de la talla de Jackson y Madonna no se iban a poder superar, hasta la noche del 24 de noviembre, cuando la historia dio un giro radical que cambiaría por completo la forma en que veíamos la música.

En el marco de los American Music Awards sucedieron sorpresas que conmocionaron el entorno musical en todo el planeta, comenzando con la incursión de una nueva forma de pop traída desde Corea del Sur, así como la aceptación de muchos más géneros que antes no lograban verse en este tipo de premiaciones.

No obstante, lo que le dio el toque mágico a esta increíble velada fueron los galardones que coronaron a Taylor Swift como la mayor vencedora en esta noche de música… y emociones.

La edición número 47 de esta gala, fue bienaventurada para la artista estadounidense, pues con los reconocimientos que recibió aquella noche, logró superar la marca récord del fallecido Rey del pop, y realmente no importa el numero de premios ni el tipo de los mismos, lo que importa es que estos tiempos requieren de nuevos reyes, nuevas figuras y de ídolos que hubieran nacido con las formas de la gente que los consume.

La carrera de Taylor Swift comenzó en el country desde una pequeña ciudad de Nashville cuando ella apenas tenía 14 años, y que ella descubriera su pasión a tan temprana edad le permitió sumar 15 años de exitosa trayectoria. Pero todo ha sido miel sobre hojuelas para la cantante, ya que a lo largo de esos años Taylor Swift ha sido una de las artistas más transgredidas de la industria.

Y es que la situación va mucho más allá de agresiones en redes sociales, sino que incluso se vio inmersa en un conflicto legal que le arrebató las canciones y los álbumes que se tardó tanto tiempo en moldear, en un abrir y cerrar de ojos.

Años de trabajo, esfuerzo, cansancio, llanto, alegría y recuerdos, se le escaparon como arena entre los dedos debido a malos entendidos con la disquera con la que hizo trato al comienzo de su carrera, mas ese trago amargo no le impidió seguir superándose y trabajar con sudor y sangre para lanzar material digno de la artista que es.

“Lover”, no es sólo la producción más reciente de Swift, sino que ha logrado convertir este álbum en un grito de libertad, un alarido en busca de justicia por aquellos años de perseverancia. “Lover” se convirtió en el himno con el que la artista nos deja claro que no desistirá porque más allá de cualquier conflicto, tiene talento que la avale.

La prueba está, en que hoy después de años de esperarlo, fue la estadounidense quién superó la marca de galardones que Michael Jackson recibió en vida, sin que esto llegue a significar que uno sea mas grande que el otro simplemente se están marcando otros tiempos que necesitan de otras marcas y estas se están estableciendo, y este nuevo reinado, es más fresco, más honesto, es un reinado que durante 15 años y sin saber que llegaría a ello, demostró que la clave para ascender en la música; es poner la pasión y el corazón en cada punto y cada nota.

No hay duda de que la música es el anestésico del alma, y Taylor Swift una pieza clave de este bello arte.

Cuanto dure el reinado no lo sabemos pero hoy es ella, la nueva reina del pop.

** Las declaraciones y opiniones expresadas en los contenidos de la sección Opinión y de todas las columnas y artículos, son de exclusiva responsabilidad de quien las escribe y de quien las firma, y no representan el punto de vista de Publimetro

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo