Los ‘Colores’ del reguetón

Por Jessie Cervantes

El reguetón es uno de los géneros más conocidos y escuchados hoy en día. Este estilo se ha convertido incluso en un referente del mundo en música y hasta en moda. Cada vez son más y más los que graban o quieren interactuar con las estrellas de género. Lo que hoy en día conocemos como “música urbana” ha dejado de ser sólo música, pues nos estamos enfrentando a ritmos que rompen barreras y mueven emociones.

De primera instancia, quiebran con las limitantes geográficas, pues gracias a las plataformas digitales cada artista representante del género es capaz de tener alcance global.

Finalmente, pero no menos importante, este género ha sabido vencer las barreras de lenguaje, pues ahora en países que no comparten con nosotros el idioma, corean –hasta desgarrarse el alma– esos temas que se han convertido en himnos.

Y fue en ese preciso momento cuando el reguetón se transformó en el jefe de los demás géneros musicales, pues no sólo transmutó y nos dejó disfrutar de un reggaetón más dulce que podía cantarle al amor y con imágenes menos agresivas, sino que también nos obsequió a quienes hoy en día son los líderes de este estilo musical, que hoy forman parte no sólo de su país de origen, sino que son un orgullo para el globo entero.

José Álvaro, mejor conocido en el ajetreado mundo de la fama y la música como “J Balvin” es el ejemplo más grande de que el trabajo, el esfuerzo, la pasión y la perseverancia pueden llevarte muy lejos. Este colombiano ha enfrentado las dificultades de esta carrera de sol a sol, y su persistencia, hoy en día lo posiciona como un líder global de la escena, y no un líder común y corriente sino uno que incluso ha conseguido que se visibilice a América Latina como una cultura fuera de este mundo.

“Es impresionante, la misión que siempre he tenido es que el español, nuestra cultura siempre sea valorada y tenga el lugar que se merece, siempre quise hacer un crossover en español, lo estamos logrando, soy fanático de los números de estar viendo que está pasando con la música y no hay parte en el mundo en el que no pongan nuestra música, antes era como nosotros sonábamos en el mundo ahora realmente si sonamos estamos en Camboya o en Nigeria en Tailandia en Dubái, de esquina a esquina estamos.”

Estoy convencido de que hoy, en el caso de Balvin, que todo el mundo admira al ídolo, critica al ídolo, quiere ser como el, le gustaría estar con él, pero muy pocos ven el trabajo arduo de días enteros, de semanas enteras, los sacrificios y eso queda como ejemplo para las nuevas generaciones. Todo en esta carrera es “causa y efecto”, pues son la disciplina y el trabajo es lo que trae los resultados, mas Balvin aún sabiendo que los sueños no son algo que viene gratis, trabaja para alcanzarlos todos y cada uno de ellos.

“Bueno para ser como yo hay que tener muchos defectos, ser un soñador, soñar, trabajar fuerte por eso y preocuparse por ser más un buen ser humano, que por ser artista, que si vienes con el talento es algo que no te lo quitan, tener mucha disciplina y también para los padres de familia que dejen a sus hijos ser libres, que ser libres no lo vean como libertinaje, que apoyen a sus hijos, su felicidad en algo que ellos quieran hacer, apoyarlos desde el principio.

“Cuando yo tomé la decisión de ser artista, lo que implica más responsabilidad que si lo hubiera hecho por rebeldía, pero cuando mis padres creyeron en mí, obtuve el triple de carga, de responsabilidad, quería ser artista, yo creo que, en los sueños en trabajar duro, por ser mejor ser humano, más compasivo, más real, más persona que artista”.

J Balvin busca constantemente la superación personal y en esa búsqueda se vio inmerso en un mundo de colores, que lo fue guiando a lo que hoy se consolida como su nuevo material discográfico. Sin embargo, “Colores” es la clara prueba de que con un poco de pasión, imaginación y constancia pueden atraer el éxito inminente. El colombiano, fue capaz de jugar con el entretenimiento, y la creatividad, para obsequiarnos concepto totalmente fresco y renovado.

“Todo surgió del nombre primero, digamos que veníamos de energía, las vibras y los colores, los tres son lo mismo, así que dije: me voy a seguir con el concepto colores, un día me pregunté porque no le pongo a cada canción el nombre de un color. Y fue un riesgo, yo creo que a mayor riesgo, mayor perdida o ganancia y estamos ganando porque es una forma de mercadeo muy interesante.

“Creo que la gente se acuerda mas de los colores que de los nombres de las personas, cuando estas en una discoteca y conoces a alguien, te dicen: “¿conoces a este?, “al que tiene la camiseta roja”: “ah claro”… los colores son un lenguaje universal, siempre he querido que mi música sea universal, que sea para el mundo. El cover de álbum, lo diseño el maestro Murakami, japonés, es un concepto completo de arte, de mercadeo, video, sonido, de un mundo y de ahí viene colores”.

Lo más interesante de todo este proyecto, es que cada uno de los videos que conforma este álbum es una pieza maravillosa, pues te adentran en universo completamente nuevo, a una gama de sensaciones que hacen estallar tus sentidos.

En esta época llena de colaboraciones, J Balvin presenta un álbum en donde no hay una sola colaboración, pues se esmeró por hacer que la gente se reconectara con la música como la conocíamos antes, pero con un giro más renovado.

José Álvaro Osorio Balvin, es el nombre del rostro que en nuestra actualidad encara con firmeza y futuro el género urbano. Es la cara que mira de frente a los retos, y los toma para apropiarse de ellos de una forma única, ambivalente, y aventurera, características que hoy colocan a J Balvin en la cima.

** Las declaraciones y opiniones expresadas en los contenidos de la sección Opinión y de todas las columnas y artículos, son de exclusiva responsabilidad de quien las escribe y de quien las firma, y no representan el punto de vista de Publimetro

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo