Vergüenza nacional

De las mujeres que manifestaron haber sido objeto de violencia, casi 11 millones de ellas señaló haber sido sometida a algún tipo de intimidación, hostigamiento, acoso o abuso sexual

Vergüenza nacional

Se cumplieron 36 años del Primer Encuentro Feminista de Latinoamérica y el Caribe, efectuado en Bogotá, Colombia. En aquella reunión se propuso por primera vez el 25 de noviembre para conmemorar el Día Internacional de la No Violencia contra la Mujer.

La fecha es buena ocasión para preguntarse, ¿cómo andamos en México en cuanto a violencia contra la mujer? Con cifras del INEGI sabemos que 66 de cada 100 mujeres de 15 años y más —lo cual es equivalente a casi 31 millones de mujeres— ha experimentado al menos un acto de violencia de cualquier tipo, ya sea emocional, física, sexual, económica, patrimonial o discriminación laboral.

De las mujeres que manifestaron haber sido objeto de violencia, casi 11 millones de ellas señaló haber sido sometida a algún tipo de intimidación, hostigamiento, acoso o abuso sexual, lo cual va desde señalamientos obscenos, que las hayan seguido en la calle para intimidarlas sexualmente, que les hayan hecho propuestas de tipo sexual o bien que directamente las hayan tocado sin consentimiento o, incluso, violado.

¿Qué es lo que estamos viendo? Pues que no se trata de actos aislados. Lo que se ve es un patrón generalizado: en todos los estados, más de la mitad de las mujeres ha experimentado agresiones de tipo emocional, sexual, físico o económico.

¿Y quiénes son los agresores? Sabemos que una fuente importante de violencia contra la mujer es la pareja. Así sucede en el 43.9% de las mujeres que declararon haber tenido una pareja. Por otra parte, poco más de la mitad de las mujeres, el 53%, sufrió violencia por parte de algún agresor distinto a la pareja, ya sea en el trabajo, la escuela, algún lugar público. Posiblemente fueron compañeros de la escuela o del trabajo, maestros, autoridades o patrones, familiares, conocidos…

Todos estos datos duelen. Como duele saber que las mujeres más expuestas a la violencia son las jóvenes. Especialmete quienes tienen entre 20 y 34 años. En ese rango, 7 de cada 10 mujeres ha enfrentado al menos un episodio de violencia o abuso.

Y el otro tema, tristísimo, tal vez el extremo del dolor, son los homicidios. En 2016 se registró el asesinato de 2,813 mujeres, mientras que en 2015 fue de 2,383. Un aumento de 430 asesinatos. Esto representa un promedio de siete mujeres asesinadas diariamente durante 2015, a ocho por día durante 2016, que es el más alto registrado en los últimos 27 años, de 1990 a 2016.

En los últimos tres años (2014-2016), las entidades que presentan las tasas más altas en homicidios de mujeres son Baja California, Colima, Chihuahua, Guerrero, Estado de México, Michoacán, Morelos, Oaxaca, Sinaloa, Tamaulipas y Zacatecas.

Ahí está parte del panorama sobre la violencia contra la mujer en México. Sobra decirlo, tremento, lamentable, triste.. que requiere mucho mayor visibilidad y tratamiento. Mientras tanto, es una vergüenza nacional.