#Política Confidencial: Nuvia Mayorga, por diputación federal

La responsable federal de la protección de comunidades indígenas estaría por ser promovida como candidata plurinominal a diputada federal, bajo la influencia de Osorio Chong

#Política Confidencial: Nuvia Mayorga, por diputación federal

Nuvia Mayorga, responsable federal de la protección de comunidades indígenas, pero también uno de los personajes más cercanos a Miguel Ángel Osorio Chong, ex secretario de Gobernación, estaría por ser promovida como candidata plurinominal a diputada federal, bajo la influencia de su ex jefe. El peso de éste le alcanzará también para empujar igualmente como prospecto como diputado federal a Jorge Márquez, quien fuera su muy influyente oficial mayor de Segob. Eso acabará siendo una minifracción de Osorio en el Congreso, lo que representará una pesada sombra sobre la gestión del actual gobernador de Hidalgo, el priista Omar Fayad.

Manuel Cavazos Lerma, ex gobernador de Tamaulipas y actual senador, se ha sumado a la lista de políticos que quieren ver a sus hijos de candidatos. En el partido tricolor ha movido sus conexiones para que su hijo Miguel Cavazos Guerrero sea candidato a diputado federal y al parecer estará pronto en las boletas; el tema no tiene muy contentos a los militantes locales que preferían a otros aspirantes.

Ricardo Bours Castelo, hermano del ex gobernador priista del estado de Sonora, Eduardo Bours, no está en las mejores relaciones con su hermano Rodrigo Bours, que es apoyado por el ex mandatario para ser alcalde de Ciudad Obregón, el segundo municipio en importancia en Sonora. El primero declaró su apoyo total a la candidatura para el priista Abel Murrieta en lugar de ir con su hermano Rodrigo por la candidatura independiente.

Héctor Serrano, el “administrador del poder” en la Ciudad de México y principal operador político del jefe de gobierno, Miguel Ángel Mancera, ha anunciado por meses que será senador plurinominal por el frente PRD-PAN-MC; sin embargo, nos aseguran que este singular personaje, que le ha venido presentando resultados decrecientes a su jefe, con suerte podrá alcanzar una diputación plurinominal. A este paso aceptará cualquier cosa, con tal que garantice fuero, nos aseguran. ​

Morelia

En año electoral todo se politiza, de manera especial la justicia que, de esta forma, se convierte en injusticia.
El mejor ejemplo es el actual conflicto entre el gobierno de Chihuahua y el gobierno federal, que está escalando rápidamente. Inició con el reclamo por no ejercer órdenes de aprehensión contra el exgobernador priista César Duarte, por presuntos desvíos multimillonarios de fondos, y ésta por derivar en una controversia constitucional sobre el arreglo fiscal entre entidades y federación para la entrega de fondos públicos.

La posición del gobernador Javier Corral es un justo reclamo contra la corrupción y la impunidad en Chihuahua, o bien, responde a la estrategia nacional de su partido de minar al PRI para iniciar el proceso electoral en un segundo lugar.
Hay elementos de ambas actitudes. Desde el inicio de su gestión, el gobernador denunció, documentó e integró al menos 16 averiguaciones para acreditarse en dos desvíos.

Todos apuntaban al exgobernador César Duarte, quien dejó el país para radicar, al parecer, en los Estados Unidos. En el ínter otros gobernadores del PRI, desplazados en sus estados por mandatarios del PAN, fueron cayendo: Javier Duarte, en Veracruz; Roberto Borge, en Quintana Roo, y Eugenio Hernández, Tamaulipas. Todos ellos en proceso sin poder ahora determinar su grado de responsabilidad.

Sin embargo, en el caso de César Duarte, el gobierno local encontró resistencias a la no colaboración –según su decir– de la Procuraduría General de la República, que sí mostró en otros casos, como los que referí.
Creo que la sociedad no desea mayores confrontaciones ni lucha sucia, lo que desea es soluciones a los conflictos que viene padeciendo.