Lujo residencial en la selva de Tulum

Bloom Residential consta de 95 exclusivos departamentos que se integran en uno de los paisajes más maravillosos de México

Por Diego Rammsy

Un desarrollo inmobiliario en medio de la selva de Tulum. De eso se trata Bloom Residential Tulum, un nuevo concepto inmobiliario que pretende revolucionar el potencial turístico de la célebre zona de playas de México.

Consta de 95 exclusivos departamentos, con 47 amenidades y un andador comercial. El inmueble contará con seis diferentes tipos de departamentos que van desde los 80 a los 250 metros cuadrados de superficie que apuntan a un estilo de vida lujoso y sofisticado en medio de la selva.

Tulum residencial Cortesía

Entre las ameninades, se cuentan spa con temazcal, alberca de nado semi olímpica, gym techado y al aire libre, kids club explore, cine al aire libre, pool bar, fogata lounge, chef en casa, jardines de hierbas aromáticas, huerto orgánico, pet club y más.

Bloom Residential Tulum estará ubicado en avenida Kukulkán en la región 15, una de las zonas más exclusivas de Tulum centro; a menos de cinco minutos de la playa y tres minutos de la zona hotelera.

El proyecto de Tulum

ARSU, estudio de arquitectura sustentable y de vanguardia, en colaboración con Beyond Capital desarrollaron el concepto de este nuevo espacio buscando reflejar la filosofía de Tulum en el diseño de cada espacio interior y exterior. Cuidando cada detalle entre la fascinación por el estilo exclusivo y la conexión con la madre tierra.

“Se seleccionaron tonos neutros y texturas suaves para crear una atmósfera apacible y sofisticada. Buscamos el balance perfecto entre el lujo y la naturaleza. Los acabados en madera local como el tzalam y cumaru brindan calidez, al mismo tiempo que se fusionan en el entorno con el metal, materiales regionales como la piedra maya, chukum, los pisos de concreto pulido, el bejuco y la vegetación natural”, describió Nicolás Licona, arquitecto de Bloom Residential Tulum.

El mobiliario es una colección desarrollada por diseñadores internacionalmente reconocidos, quienes inspirados en la naturaleza del lugar, crearon piezas que dotan a los diferentes espacios de un equilibrio orgánico ofreciendo ambientes y experiencias únicas. Los colores y las texturas contrastan en el ambiente y la vez se mezclan de manera perfecta resaltando los atributos naturales del entorno selvático.

Tulum residencial Cortesía

“Desde el inicio del proyecto tratamos de involucrar materiales y mano de obra regionales. Por eso se incorporan a los departamentos piezas hechas por artesanos de la zona. Los materiales con que se construye son de la zona para no ser invasivos con el entorno natural”, apunta el arquitecto.

“Conscientes del desarrollo socio-ambiental, buscamos un equilibrio entre los recursos que nos proporciona la naturaleza y el crecimiento económico. Bloom coexistirá con su entorno. Desde el diseño arquitectónico, el proyecto se desarrolló de manera sustentable sin modificar el medio donde será construido, con materiales amigables con la naturaleza y a través de nuestro concepto exclusivo, Nature Blending; no queremos destruir sino mezclar; no es construir, es adaptarse y ser uno con el ecosistema. Es crear para renacer juntos y vivir floreciendo”, añadió Ana Luisa Guzmán, directora general de Beyond Capital.

Según Nicolás Licona, se trata de un desarrollo que plantea ser lo más amigable con el medioambiente posible, así que se trabaja en ciertos aspectos sustentables: “Nos dieron una hectárea de selva que es un privilegio poder tocar y estamos tratando de que tenga una arquitectura sustentable para permitir hacer un mejor planeta. La idea es que al vivir en estos departamentos te sientas parte de la misma selva en la que estás viviendo”.

Invertir en propiedades en México

La inversión en vivienda en México, en términos de dólares, ha sido una de las más elevadas en lo que va de esta década (2007-2017). De acuerdo con cifras de The Economist, a nivel internacional, ha sido una de las inversiones más estables comparándola con países más desarrollados.

“La Riviera Maya reporta una tasa anual de crecimiento de turismo receptivo del 9.3%, mayor a la de Europa, Asia Pacífico y el continente americano. Esto aunado a que el aeropuerto de Cancún tiene el mayor crecimiento en llegada de visitantes en el país y de los más elevados en el mundo; en 2017 se registró cerca del millón de visitantes al mes”, compartió Ignacio Beteta, socio de Beyond Capital.

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo