Los 10 nuevos Pueblos Mágicos de México

Durante la Feria Nacional de los Pueblos Mágicos 2018, realizada en Michoacán, se dieron a conocer 10 nuevos nombramientos.

Por Publimetro

Melchior Múzquiz, Coahuila

Apenas pongas los pies en la plaza principal del pueblo, sus edificaciones capturarán tu atención. No podrás apartar los ojos de la Parroquia de Santa Rosa de Lima, construida en 1939. También te atraerá su kiosco rústico rodeado de arboledas. Visita el Parque La Cascada, conocido por su vegetación y la pureza de sus aguas. Se dice que Coahuila es uno de los estados con las mejores carnes de México, así que es necesario saborear sus jugosas carnes rojas, además de su chicharrón de cerdo. Prueba también su chorizo y sus quesos, famosos por su incomparable sabor. Y si amas el pan, no te vayas sin probar su pan de pulque y sus empanadas de piloncillo y nuez.

Pueblos Mágicos Parque La Cascada, conocido por su vegetación y la pureza de sus aguas. / Dreamstime

Nombre de Dios, Durango

Lo encuentras a tan solo 20 minutos de la capital del estado y, sin duda alguna, el primer lugar al que deben llevarte tus pies es el paraje El Saltito, integrado por antiguos bosques de sabinos, así como por tres imponentes cascadas. Es imposible no maravillarse con sus bellísimas iglesias virreinales que datan de 1555. Es obligatoria una visita a los templos de San Francisco y Jesús de Nazareno. Si sientes que se te abre el apetito, prueba las gorditas y el mezcal de la región, que tienen fama de exquisitos e inolvidables. No puedes decir que estuviste en Nombre de Dios, si no pruebas sus dulces cristalizados, conservas y vino de fruta que se producen aquí.

Comonfort, Guanajuato

Este pueblo mágico posee una gran riqueza histórica. Prueba de ello es la zona arqueológica ubicada en las faldas del Cerro de los Remedios, que actualmente se encuentra en proceso de restauración. Uno de los imperdibles de la región es la Parroquia de San Francisco de Asís, atractiva y admirada por su estilo barroco. Y si se trata de artesanías, es imperdonable irse sin visitar al menos uno de los talleres de artesanos en los que se producen los molcajetes de diversas formas y tamaños que le han dado fama al lugar. También es necesario conocer y probar sus tortillas ceremoniales, en las que cada familia que las produce estampa su propio sello para agradecer de esta forma las bendiciones recibidas.

Pueblos Mágicos Tlaquepaque, Jalisco destaca por su tradición artesanal de cerámica y alfarería. / Dreamstime

Tlaquepaque, Jalisco

Destaca por su tradición artesanal de cerámica y alfarería, y para comprobarlo basta que te des una vuelta por el Museo Regional de la Cerámica, en el que encontrarás artesanías de los siglos XVII y XIX. Y para relajarte y dejarte seducir por el encanto de Tlaquepaque, nada mejor que sentarse en el Jardín Hidalgo, donde ocurren la mayoría de las fiestas tradicionales. Sentirás la magia de este pueblo fluir al contemplar sus árboles frutales y flores coloridas. Justo al lado del Jardín Hidalgo se encuentra la Parroquia de San Pedro, cuya construcción data del siglo XVIII y combina diversos estilos arquitectónicos. Por supuesto, no te puedes ir sin visitar su tianguis “el Parián”, fundado en 1878 y donde se vende comida, artesanías y otros productos.

Zimapán, Hidalgo

Es fácil enamorarse a primera vista de Zimapán, gracias a sus bellos paisajes naturales. Este Pueblo Mágico te recibe con un camino de cerros que te relaja y encanta. Aquí uno de tus primeros recorridos debe ser la Presa El Infiernillo, en donde verás majestuosas formaciones rocosas de hasta 400 metros de altura. En el centro de este pueblo es necesario echar un vistazo a la Parroquia de San Juan Bautista, labrada en cantera rosa y con estilo barroco. A unos cuantos pasos de allí, quedarás maravillado por el segundo árbol más grande el país: un ciprés de Moctezuma de 25 metros y 500 años de edad. No te vayas sin visitar el Parque Nacional de los Mármoles, que forma parte de la Sierra Madre Oriental.

Pueblos Mágicos Dreamstime

Amealco de Bonfil, Querétaro

Es la cuna de las muñecas artesanales otomíes que vemos por todo México, esas de colorido atuendo, trenzas y labios muy rojos. La visita al mercado artesanal de este pueblo es obligatoria, así como una a la Parroquia de Santa María, ubicada en el corazón de este Pueblo Mágico y cuya arquitectura combina los estilos neoclásico y barroco. Revisa la cartelera cultural para no perderte el video mapping que hacen sobre la Parroquia de Santa María. Es imprescindible visitar el Museo de la Muñeca Artesanal “Ricardo Pozas Arciniega”, que aloja más de 300 piezas. No te vayas sin probar su mole de guajolote, típico de la región y deleite de los paladares por su exquisito sabor.

Compostela, Nayarit

Sus paisajes naturales, gastronomía e historia te enamorarán a primera vista. En cuanto llegues procura hacer una visita al Museo de Compostela, ya que aquí está reunida una gran colección arqueológica e histórica de la ciudad. Otro de sus grandes atractivos son sus playas de aguas turquesa y arena morena, que además son ideales para bucear, hacer esnórquel, surf y más.

Pueblos Mágicos Sus paisajes naturales, gastronomía e historia enamoran a los turistas / Dreamstime

Aquismón, San Luis Potosí

Ubicado en la Huasteca Potosina, entre sus hermosos paisajes naturales puedes encontrar las cuevas de Mantetzulel y la imponente cascada de Tamul. Aquí puedes hacer rappel o recorrer el río en kayak. Su imponente bosque de encino y pino seduce los sentidos. Otra de las maravillas de este Pueblo Mágico es el Sótano de las Golondrinas, considerado el sexto abismo más grande el mundo. En este sitio, cuando sale el sol las golondrinas salen en parvadas rumbo a Tamaulipas en busca de alimento y regresan al caer la tarde. Sin duda, un regalo para la vista.

Bustamante, Nuevo León

Ubicado a hora y media de la ciudad de Monterrey, este Pueblo Mágico tiene muchos atractivos para ofrecer. De inicio están las Grutas de Bustamante, formaciones naturales en cavernas de inigualable belleza. Otro de los paisajes naturales imperdibles es el Cañón y Ojo de Agua San Lorenzo, donde encontrarás hechizantes arboledas y albercas naturales, paisajes que sin duda invitan al descanso. Es recomendable que te hospedes en una cabaña para sentirte en pleno contacto con la naturaleza de esta región. No te vayas sin probar sus exquisitos dulces de nuez, además de su pan aderezado con dulce de piloncillo. Y para que lo disfrutes en todo su esplendor, visita Bustamante en época de fiestas patronales, del 28 de julio al 6 de agosto.

Guadalupe, Zacatecas

Se trata de uno de los principales escenarios del turismo religioso en el estado, a tan sólo 10 minutos de la capital zacatecana. Aquí encontrarás bellos y majestuosos recintos religiosos, como el Convento de Nuestra Señora de Guadalupe, joya del arte sacro del siglo XVII y donde se ubica el Templo de Nuestra Señora de Guadalupe, la Capilla de Nápoles y el Museo de Guadalupe; este último resguarda en su interior la colección más grande de pintura virreinal de toda América Latina. No te vayas sin hacer una visita al Santuario del Santo Niño de las Palomitas, una de las imágenes más veneradas de Zacatecas. También encontrarás diversos talleres de platería en los que podrás no sólo adquirir piezas de inigualable belleza y trabajo artesanal, sino también contemplar la labor de los creadores.

NEWSLETTER

Lo Último de en tu correo...

Loading...
Revisa el siguiente artículo