Penélope Vernis: “No hay mejor inversión que el ladrillo”

La directora de mercadotecnia de HIR Casa conversó con Interiorismo sobre aquello que deben considerar las personas al momento de comprar una casa o departamento. Aquí algunas de sus recomendaciones

Por Maryelin Reyes Bautista

¿Qué deben tomar en cuenta las personas al momento de adquirir una casa o departamento?

— Lo dividiría en dos partes. Una es la emocional; decir es tiempo de tener mi casa y mi espacio. Y la segunda, ver el lado económico, cuánto es lo que tengo para obtener una casa. Siempre es muy importante ver cuáles son tus ingresos para llevar a cabo este sueño. Creo que es uno, la parte emocional, dígase qué tantas ganas tienes de tener tu espacio y la otra es cuánto es lo que puedo invertir para pagar ese inmueble porque sabemos que por el costo de la vivienda no es que pueda ahorrar tres meses y ya me la compré. En muchos casos se requiere de un financiamiento a cinco o diez años. Eso es lo más importante, estar bien decidido porque a veces la indecisión de los objetivos es lo que hace que la gente no dé ese brinquito.

Penélope Vernis: “No hay mejor inversión que el ladrillo” La ubicación del hogar es uno de los aspectos fundamentales.

De acuerdo con la experiencia de Hir Casa, ¿qué es lo que más les piden y cuáles son las personas que más están comprando un inmueble?

— En cuestión de target nos están comprando tres tipos: millennials que están emprendiendo nuevos negocios pero el mayor target son las familias; siempre están preocupados por dejar un patrimonio, además también porque el mexicano tiene mucho eso de “te invito a mi casa”. Y el tercer nicho es el de los inversionistas que dicen yo compro un inmueble y lo rento para hacer crecer mi dinero en más corto tiempo que si lo dejo en la banca. Suponiendo que haces una inversión de un departamento que en 2019 te cuesta un millón de pesos, sabemos que cuando llegues al 2023 la plusvalía del inmueble va a ser de un 20 o 30%. En lugar de una inversión a largo plazo, lo puedes ir rentando y ganando de la misma renta y pagando la misma hipoteca del inmueble. Es decir, de inversionistas tenemos un 15%, millennials 5% y familia 80%. Y el tipo de vivienda más comprado en la CDMX son departamentos y luego casas. Lo que buscan mucho es tener un roof garden, un espacio en la azotea para tener un cachito verde. Otra de las cualidades que debe tener la vivienda es que tengan servicios cerca, por ejemplo, restaurantes escuelas, tintorería, lavandería, supermercado. Y buscan que tengan facilidad de movilidad, tanto para automóvil como para transporte público. Se fijan mucho en eso.

 

Y vemos que en la Ciudad de México los tamaños de las viviendas son cada vez más reducidos.

— Es que realmente el costo de la vivienda, como ha estado aumentando por metro cuadrado, pues sí se eleva. Si tiene más habitaciones o más metraje se eleva bastante el costo, sobre todo, en la ciudad. Por ejemplo, aquí con dos millones te compras un depa de 80 metros cuadrados y en Querétaro por esos dos millones te compras una casa con tres habitaciones, dos estacionamientos y jardín porque hay más espacio. En la CDMX como ya somos muchos es menor espacio y mayor costo.

¿Cuáles son los retos que enfrenta hoy el sector inmobiliario?

— Lo más difícil es la seguridad económica. Que la gente tenga seguridad de que va a poder seguir pagando, tener su empleo o que a su negocio le vaya muy bien. Que exista la seguridad de tener un trabajo o que su propio negocio genere los ingresos necesarios para pagar la hipoteca. Es un reto muy importante, asesorar a las personas.

¿Crees que hoy es más fácil adquirir un inmueble que en años anteriores?

— La verdad es que creo que con la evolución que hemos tenido como país, que tenemos muchos bancos, hoy en día hay más facilidades y más herramientas. Y lo digo considerando que nosotros surgimos en época de crisis como el año 95. Ya hay más herramientas para financiar y lograr los sueños de un futuro. Ahora, por ejemplo, para una mamá soltera tener una casa a lo mejor en los 80 podría ser imposible, pero hoy en día una mamá o un papá soltero puede lograr un patrimonio para él y para sus hijos.

"Hoy hay más herramientas financieras para que más personas puedan tener un hogar”, Penélope Vernis, directora de mercadotecnia de HIR Casa.

Dato

Hir Casa ofrece financiamiento para inmuebles nuevos o usados; también para hacer remodelaciones en cocinas, baños, habitaciones, clósets entre otras áreas del hogar. Para más detalles visita: http://www.hircasafinanciamientos.com

25%

más de ventas ha registrado HIR Casa en los últimos tres años.

80%

de familias son las que adquieren un inmueble a través de HIR Casa. Un 15% corresponde a inversionistas y un 5% a millennials.

De acuerdo con la experta, si vas a comprar una casa, debes considerar lo siguiente:

Penélope Vernis: “No hay mejor inversión que el ladrillo” Penélope Vernis.

1-Que la ubicación de tu inmueble sea idónea. No te conformes sólo con que la casa esté muy bonita o la estructura del departamento esté increíble. Debes ver bien dónde está ubicada e investigar cuánto es el costo del metro cuadrado porque muchas veces si te gusta una colonia, por ejemplo, la Del Valle, versus Anzures, tal vez en la Del Valle el metraje es un poco más elevado que la de Anzures pero dentro de la ubicación que tiene es mucho más privilegiada porque puede irse a otros lugares en cuestión de logística.

2-Revisar la documentación del inmueble; esto es muy importante. Que tengan bien el predial, el tema del agua, que esté escriturada la vivienda, que se pueda vender. “Muchas veces nos hemos topado con gente que quiere vender una propiedad pero que no tiene la escritura. O que no están bajo el registro de propiedad de vivienda”, cuenta Vernis. Si no tienen  este tipo de documentación sí hay un problema para comprar. “¿De qué sirve pagar algo cinco o diez años y que no esté en regla?”, cuestiona.

3-Informarse sobre la plusvalía. Ver cuánto es lo que pueden obtener posteriormente de la colonia en donde van a comprar. Porque muchas veces compran en un lugar que dices ‘me vendieron muy barato’ es porque la plusvalía que está creciendo es muy poca. Entonces lo debes ver como una inversión. Considerar cómo se vende en 2010 y en 2018.

4-Compra en preventa. Lo ideal es que sea con un desarrollador que tenga buen historial. Que puedan obtener un 45% más baratos que un inmueble nuevo.

 

 

NEWSLETTER

Lo Último de en tu correo...

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo