El regalo preferido: Mazda Cx5 2018

Manejamos la nueva Mazda CX5 2018 por más de 350 kilómetros en ciudad y carretera y hemos quedado sorprendidos de lo bien que lo hace, además de presumir materiales de primer nivel.

Por Mario Rossi

Mazda lo vuelve a hacer y pone en el mercado la mejor SUV, desde nuestro punto de vista, que se puede comprar. Y lo decimos con argumentos válidos, ya que sin ser una marca Premium, sus autos, como es el caso de la nueva CX5 2018, muestra acabados, equipamiento, calidad de manejo y sensación como si se tratara de un vehículo mucho más caro.

El equipamiento

Elementos tan importantes como el asiento eléctrico del conductor de seis posiciones, Descansabrazos trasero, espejos de vanidad con iluminación, Faros de niebla LED, sistema Mazda Connect, Bluetooth, control central de mando, pantalla a color touchscreen 7” palanca de velocidades forrada en piel, vidrios de privacidad, volante forrado en piel, rines de aluminio 19”, sistema de alerta de tráfico trasero, Sistema de monitoreo de punto ciego, soporte lumbar de ajuste eléctrico, vestiduras en piel, llave inteligente, sistema de audio Bose,  centerpoint / audiopilot con 10 bocinas, sistema de navegación en sus diferentes versiones.

El tren motor

Hay dos opciones para nuestro mercado, con motores de cuatro cilindros de 2.0L y 153 caballos de potencia, y la versión evalada de 2.5L y 188 HP ambos unidos a una transmisión automática con modo manual de seis velocidades que mandan la fuerza a las ruedas delanteras. Ahora, Mazda CX5 2018 ya no ofrecerá, de momento, el sistema AWD. Pero a su favor tuvo hasta 698 mejoras en materiales más ligeros y cuidado del ruido del motor hacia el interior.

Estas mecánicas cuentan con las ayudas tradicionales como ABS, EBD y BA, seis bolsas de aire y el excelente y nuevo sistema en materia de seguridad activa como el G-vectoring control (GVC) ya visto en el Mazda 3.

El manejo

Cuando decimos que es la mejor SUV del segmento es porque al manejarla nos dimos cuenta que la insonorización hacia el interior, la suavidad de la conducción, la reacción del motor al momento de exigirle, el actuar impecable de los frenos y la buena postura del asiento del conductor, son sin duda las mejores.
En nuestra evaluación de manejo, nuestra Mazda CX5 versión i SPORT 2WD, mostró un consumo de hasta 14.1 km/l cifra muy cercana a la oficial de hasta 15.0 km/l nada mal para un auto que a penas mostraba 40 kilómetros en su odómetro.

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo