"El cáncer me abrió los ojos para darme cuenta de las capacidades que tengo"

Kike Guajardo venció dos veces el cáncer y ahora es un exitoso deportista extremo

Por Sergio Meléndez

La historia de superación personal de Kike Guajardo es digna de contarse, y es que se trata de una persona que ha luchado contra la adversidad y salido adelante gracias a su fuerte mentalidad y ganas de seguir viviendo.

“Cuando tenía 17 años, a días de cumplir 18, sentía un dolor en la rodilla, pensé que era los meniscos porque hacía muchas pesas y gimnasio. Cuando el dolor incrementó y no podía dormir, resultó que me encontraron un osteosarcoma (también conocido como cáncer de hueso) ubicado en la pelvis; el tumor ya estaba muy grande y me estaba masticando los nervios de la rodilla”.

Guajardo sabía que lo que tenía era malo, pero no la gravedad de esa enfermedad.

“El cáncer te da dos opciones, o luchas o te rindes, y rendirse no iba a ser opción y decidí luchar. Ya una vez que diste un paso, echarte para atrás sería ridículo y gracias a Dios logramos vencerlo”.

Pero no todo terminó ahí pues el mal regresó años después.

“A los 21 años me regresó, se me hizo una metástasis en otro hueso, el injerto que me habían puesto en la cadera se me rompió y desde entonces uso muletas y otra vez a luchar, a salir adelante, a no dejarme vencer y logramos vencerlo por segunda ocasión”.

Hoy a sus 28 años de edad es un hombre mucho más activo que antes de que le detectaran el cáncer pese a que usa muletas. Su pasión por la actividad física lo han llevado a practicar disciplinas en las que es muy destacado.

“Lo más irónico de todo es que me volví más activo que antes pues nada más hacía pesas y jugaba futbol, ahora he hecho crossfit, escalo, ando en parapente, gimnasio, juego futbol, he subido el Cerro de la Silla, hago de todo. Algo tan mortal y fuerte me abrió los ojos para darme cuenta de todas las capacidades que podía tener”, relató el regiomontano.

Así que Kike aconseja a todas aquellas personas que sufren un mal como el cáncer que no se den por vencidas, que “cáncer no significa muerte sino vida”

“Problemas en la vida siempre vamos a tener, nadie ha asegurado que la vida va a ser perfecta y sin problemas, lo que hay que saber y entender es que los problemas no están para quedarse, tarde o temprano se van a ir, hay que tener un poco de paciencia, fe en que dios de que todo va a salir bien, de que tarde o temprano se va a ver la luz”.

“No se rindan, porque es un camino en el que va a haber mucho sacrificio, pero dentro de ese sacrificio te vas a dar cuenta de qué tan fuerte eres, de cosas que creías que no eras capaz, y al final de toda esa lucha te vas a hacer una persona muy fuerte y vas a lograr los objetivos que te propongas”, concluyó.

TAMBIÉN PUEDES VER

Jorge Gutiérrez se queda con Charlotte por el resto de la campaña

VIDEO: “Miss Cheerleader” busca a la porrista más bella

La IAAF sigue sin readmitir a la federación rusa

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo