Festejos por título de Chivas dejaron siete lesionados

Por la cantidad de gente que acudió a La Minerva, las autoridades consideraron que el saldo de la celebración fue blanco

Por Cesar Huerta

El festejo se prolongó hasta la madrugada. El título conquistado por Chivas el domingo pasado, tras vencer a Tigres en la Final, desató la euforia en la ciudad de Guadalajara. La Minerva es el punto de reunión para este tipo de celebraciones. Y aunque el equipo llegó ahí cerca de la medianoche, para retirarse unos minutos después, los aficionados continuaron en el lugar.

El saldo reportado fue de siete lesionados durante los festejos: seis aficionados y un inspector. Pese a todo, las autoridades consideran que es un número bajo, dada la cantidad de personas que se congregaron: 150 mil. “Hubo seis personas con heridas leves y un cristalazo a un negocio. Si uno piensa en el tamaño del evento, creo que hubo un comportamiento ejemplar”, explicó el alcalde de Guadalajara, Enrique Alfaro.

“Resaltaría que hubo dos eventos distintos. La transmisión en vivo del juego (mediante pantallas en las vialidades que fueron cerradas) que fue una actividad que coordinamos junto con Chivas y salió muy bien. La gente disfrutó el espacio que se habilitó para ver el partido. En el caso del segundo evento que fue el festejo, ese estuvo bajo la coordinación de Chivas, nosotros sólo brindamos apoyos para la organización”, añadió.

En ese segundo evento, hubo momentos de tensión. Cuando el camión entró a La Minerva en medio del mar de aficionados, el caos apareció. Algunos seguidores tuvieron que saltarse las vallas instaladas, para salir de los apretujones que aumentaban de intensidad. En tales circunstancias, los jugadores no pudieron bajar del vehículo.

“El camión quedó atrapado entre la gente, no había condiciones para que los jugadores se bajaran. Se decidió que ya no se hiciera el recorrido a pie alrededor de La Minerva. Salvo ese detalle, lo demás salió muy bien”, aseveró el presidente municipal de Guadalajara.

De los siete lesionados, seis eran aficionados y un inspector de vigilancia, que fue golpeado por un grupo de seguidores. Además, la policía reportó varios conatos de bronca que fueron controlados. Así, las autoridades consideraron un saldo blanco en este operativo por el título de Chivas.

 

Contenido relacionado:

 

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo