Ivana significa mucho más que cualquier medalla: Paola Espinosa

Paola e Iván García debutaron como papás este lunes

Por Cesar Huerta

Es un cumpleaños único. Justo al llegar a 31 años de edad, la doble medallista olímpica Paola Espinosa, debutó como mamá. Junto a Iván García recibió a la pequeña Ivana y la emoción de tenerla en sus brazos, aseguró la clavadista, supera a cualquier presea que se haya colgado a lo largo de su carrera.

“Para mí, Ivana significa muchísimo más que cualquier medalla que pudiera haber ganado. Y todavía significa más la palabra familia. Es la familia que estamos formando, Iván, Ivana y yo. Los tres. Iván y yo, primerizos como papás y la verdad es ese el sentimiento que tengo. Más allá de solo Ivana, es la familia que estamos formando porque los dos forman parte de los amores de mi vida”, explicó.

En la cama del hospital, Paola atendió amablemente la entrevista. Es además el quinto aniversario de la medalla olímpica que conquistó en Londres 2012. Reveló que no abandonará el deporte. Todo lo contrario: ahora tiene una motivación más para perseguir el éxito.

“Mi objetivo principal es llegar a los próximos Juegos Olímpicos (Tokio 2020). Será un proceso, espero recuperarme, empezar en octubre a entrenar. Ir al selectivo de Centroamericanos, intentar ir a Panamericanos y Mundial, para llegar a Juegos Olímpicos. No me asusta el ser mamá y seguir siendo deportista. Vengo de una mamá súper luchona, de conocer a mi suegra que también es muy luchona. Han trabajado y criado hijos al mismo tiempo. No le tengo miedo a eso porque me lo han enseñado”, sentenció.

Ahora anhela que Ivana vea a sus papás triunfantes. “Pues imagínate, estaría increíble llegar a Juegos Olímpicos y estar en una final. Saben que llegando a una final todo puede pasar. Para mí sería increíble voltear a las gradas y verla echándole porras a su mamá. Y más que pudiera verme en el podio. Me encantaría también estar del otro lado: en las gradas, viendo a Iván tirándose desde la plataforma de 10 metros junto a mi hija Ivana, echándole porras también, luchando por alcanzar una medalla”, finalizó.

“Es lo mejor que me ha pasado”: Iván García

Iván García tenía una idea en la mete: que nada podría superar la sensación de colgarse la plata en los Juegos Olímpicos de Londres 2012. Pero este lunes, al convertirse en padre por primera vez, junto a Paola Espinosa, descubrió que temer a Ivana en sus brazos supera todo.

“Es lo mejor que me ha pasado. Realmente son muchos sentimientos que viví dentro del quirófano, lo que sentí cuando escuché a mi niña llorar. Cuando la tenía abrazada no lo podía creer, apenas estoy… cada que la abrazo me emociono mucho. Es lo mejor que me ha pasado. Pensé que era la medalla olímpica, pero no tiene comparación esto”, señaló.

“En todos los aspectos es mejor y lo supera por mucho. Esto es algo que soñé, es lo que me hace plenamente feliz. No necesito más para sentirme feliz que tener a mi familia, que recién estoy formando. Agradecido por todas las bendiciones. La medalla es lo mejor que me ha pasado dentro de lo deportivo, pero en lo general, esto”, agregó.

Tuvo nervios. No durmió la noche previa. Y en el quirófano le faltaba aire. “Me emocioné mucho y quería llorar. No podía respirar bien porque traía el cubre bocas. Fueron muchas cosas que pasaron en ese momento. Lo mejor fue poder verla sana, que el doctor me dijera que está sana y ver la sonrisa de Paola en ese momento”, finalizó el “Pollo” García.

 

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo