Nacional

Ruido excesivo de aviones ahuyenta a vecinos de sus hogares

La afectación por el sonido que se emite por las aeronaves alcanzó a 2.3 millones de vecinos

Los aviones comerciales que despegan del Aeropuerto Internacional de la Ciudad de México (AICM) con diferentes destinos nacionales han llegado a emitir hasta 100 decibeles, ruido que ha impactado directamente a la calidad de vida de al menos 2.3 millones de vecinos del Valle de México.

El colectivo ciudadano ‘Más Seguridad Aérea, Menos Ruido’ reveló que la modificación de las rutas en el espacio aéreo incrementó de forma ‘impresionante’ el ruido en zonas donde antes no pasaban aviones.

Así como transformó la vida cotidiana de los habitantes afectados, pues ha generado gastos que no tenían previstos, como por ejemplo en consultas médicas o infraestructura para reducir el sonido.

La red vecinal —conformada por 150 colonias del Valle de México— afirmó que familias de las alcaldías Álvaro Obregón, Xochimilco, Naucalpan, Huixquilucan, entre otras, presentan problemas severos de insomnio, estrés y hasta han tenido que irse de sus casas debido a este problema.

Iliana Ramos, integrante del colectivo, aseguró en entrevista con Publimetro,  que elaboraron varios estudios con especialistas sobre el ruido que se generó tras el rediseño del espacio aéreo en el Valle de México, en donde confirmaron un alza en los decibeles de varias colonias.

Nos despertamos con un ruido infernal, en estás colonias nunca tuvimos esta afectación, por ello, desde marzo estamos denunciando de forma constante las afectaciones a la salud que han presentado decenas de familias. Queremos decir que no estamos en contra del aeropuerto de Santa Lucía; nosotros, exigimos que se revise la altura que sobrevuelan aviones comerciales.

—  Alertó la vecina.

De acuerdo con el rediseño aéreo que se realizó este 2021, los aviones comerciales del AICM ahora sobrevuelan por zonas como Huixquilucan y Naucalpan del Estado de México, Álvaro Obregón, Xochimilco y Tlalpan de la Ciudad de México, donde, de acuerdo con los amparos que se han interpuesto, la elevación de los aviones es de 200 a 500 metros de altura, lo que pone en peligro a los habitantes de estas zonas de ambos estados de la república mexicana.

No se pensó nunca en la elevación que presentan estas zonas, tenemos que entender que partes de la ciudad, tanto del Edomex como de la CDMX, son altas y por lo tanto el ruido es mucho mayor, esto en comparación con lo que sucede en colonias como Mixcoac y la Del Valle. La propia orografía montañosa complica estas rutas.

—  Precisó la integrante del colectivo.

Entre los principales padecimientos que enfrentan vecinos de alcaldías y municipios es insomnio, estrés y enfermedades cardiacas por lo que algunas familias han tomado la decisión de mudarse de estos sitios.

Y es que la primera fase del cambio de rutas aéreas, entró en operación el pasado 25 de marzo y trajo consigo mayor tiempo de vuelo sobre la Zona Metropolitana del Valle de México, respecto de los procedimientos utilizados durante tres décadas anteriores.

En lo que corresponde a las emisiones de ruido, el “Estudio de la inmisión acústica del ruido en tierra, producido por el sobrevuelo de aeronaves”, que realizó el colectivo vecinal, determinó que las mediciones exceden el valor recomendado de decibeles de ruido, decretados por la Organización Mundial de la Salud (OMS).

De acuerdo con la OMS, intensidades de ruido a partir de los 85 decibeles, vulneran el sistema nervioso de las personas, provocando estrés, fatiga, ira, así como afectaciones en el oído que pueden llegar a la sordera.

‘Zona cero’

De acuerdo con los reportes que han recolectado durante estos meses y estudios que han levantado con especialistas, los ecos acústicos que se generan por los aviones han impactado a 2.3 millones de habitantes.

Según el conteo del propio colectivo, cada cinco minutos pasa un avión comercial estas zonas, a diferentes alturas: 200, 500 y 700 metros. La baja altitud con la que sobrevuelan este tipo de unidades comerciales ha ocasionado incluso daños a ventanas y problemas en aparatos eléctricos de residentes de diferentes zonas.

Los decibeles no mienten: estamos ante un problema que, si no consideran de nuevo las autoridades, enfrentaremos de forma permanente, es un total infierno lo que vivimos.

—  Acusó la red vecinal.

Al respecto, la Secretaría de Transportes y Comunicaciones (SCT) notificó que el rediseño aéreo que se aplicó en este año fue para atender la demanda que se registra en los últimos años, así como se busca una disminución en 16% el tiempo de vuelo de las aeronaves.

De acuerdo con estadística de Servicios a la Navegación en el Espacio Aéreo Mexicano, Oficinas Generales (Seneam), se reportan 24 incidentes de consideración, luego del rediseño que aplicaron a principios de este año.

De los 24 incidentes, ocho se atribuyen a la “falta de conciencia situacional”; siete a las desviaciones operacionales, y nueve a la vigilancia que al final, según el reporte oficial.

Principales argumentos de la SCT:

  • Baja en emisión de gases contaminantes
  • Decremento en interacciones y carga de trabajo para pilotos

DATOS:

  • 25 amparos suma la red vecinal conformada por representantes de 150 colonias de la Zona Metropolitana del Valle de México (ZMVM).
  • 100 decibeles se han registrado en zonas de la CDMX y Edomex por el traslado de aviones.

PRINCIPALES AFECTACIONES:

  • Ruido excesivo por arriba de los 61 decibeles
  • Trastornos del sueño
  • Ansiedad
  • Estrés
  • Interrupciones a actividades laborales y educativas
DV Player placeholder

Tags


Lo Último

Te recomendamos