Mundo

Culley fue despedido de Texans por diferencia de opiniones

HOUSTON (AP) — Nick Caserio, gerente general de los Texans de Houston, defendió el viernes la decisión de despedir a David Culley como entrenador en jefe después de solamente una temporada, al citar diferencias de opinión sobre el rumbo a seguir en la organización.

Los Texans anunciaron las salidas de Culley y del coordinador ofensivo Tim Kelly el jueves por la noche, después de terminar la temporada con marca de 4-13.

“Cuando miras la forma en la que jugamos — el esfuerzo, la dureza, consistencia y el espíritu de competitividad — mucho de ello se le debe atribuir a David”, dijo Caserio. “Filosóficamente, hubo algunas cosas al final que tal vez vimos un poco diferente, y esa fue el impulso de la decisión que tomamos ayer”.

El despido de Culley deja solamente a un entrenador negro en la NFL, Mike Tomlin, de los Steelers de Pittsburgh. Brian Flores salió de los Dolphins después de terminar con una marca de 9-8. Los Texans publicaron el viernes en sus redes que habían entrevistado a Flores para el puesto.

Culley, de 66 años, pasó 43 temporadas como asistente a nivel colegial y en la NFL antes de recibir su primera oportunidad como entrenador en jefe.

Caserio se negó a entrar en detalles sobre las diferencias que tuvo con Culley, pero dejó claro que la decisión de despedirlo fue suya.

“Se trata de resolver problemas y encontrar soluciones”, dijo Caserio. “Necesitamos hacer un mejor trabajo en ello. No es necesariamente una cosa específica. Al final, hubo algunas diferencias sobre los pasos a seguir y la forma de avanzar”.

Culley fue contratado en enero del año pasado para reemplazar a Bill O’Brien después de trabajar como asistente en la NFL desde 1994. Se hizo cargo de un equipo que terminó con marca de 4-12 en la temporada 2020, con Deshaun Watson como quarterback.

“Estamos en una posición mucho mejor y, para ser franco, pienso que eso se debe al liderazgo y la dirección que Culley tomó con el equipo”, dijo Caserio. “Tengo mucho respeto personal, aprecio y admiración por lo que hizo David por el equipo. Estaré en deuda con él por lo que hizo por nosotros”.

Watson solicitó marcharse mediante un canje al tiempo en el que Culley llegó al equipo y antes de que 22 mujeres presentaran demandas en contra del quarterback, por supuesto acoso y agresión sexual.

Esos temas mantuvieron a Watson alejado del terreno y precipitaron una reconstrucción en Houston que dejó a Culley a cargo de un equipo mermado.

Culley no tuvo muchas oportunidades sin Watson y con un plantel en el que muchos de los titulares de calidad fueron transferidos o dados de baja conforme avanzó la temporada.

Tags

Lo Último


Te recomendamos