Mundo

Malí.- Malí expulsa a un periodista de ‘Jeune Afrique’ un día después de llegar al país

RSF recalca que Malí no había expulsado a periodistas por problemas con su acreditación durante los últimos años

RSF recalca que Malí no había expulsado a periodistas por problemas con su acreditación durante los últimos años

MADRID, 8 (EUROPA PRESS)

Las autoridades de transición de Malí han expulsado este martes al periodista Benjamin Roger, que trabaja para la revista ‘Jeune Afrique’, tal y como han denunciado el medio y la organización no gubernamental Reporteros Sin Fronteras (RSF).

«Nuestro periodista Benjamin Roger entró en territorio maliense en la noche del 6 de febrero con un visado en regla y sin disimular su profesión», ha dicho ‘Jeune Afrique’ en un comunicado, en el que ha condenado la decisión de las autoridades de expulsarle del país.

Así, ha indicado que Roger «fue detenido en su hotel por la Policía» durante la jornada del lunes y trasladado a la sede de la Brigada de Investigación Judicial, donde fue interrogado. Posteriormente, fue interrogado por la Policía Aérea y de Fronteras antes de ser expulsado.

El medio ha recalcado que el periodista «tenía un visado de entrada en regla y no disimuló su profesión de periodista ni el hecho de que iba a ejercerla, con toda imparcialidad, en Malí». Por ello, ha resaltado que la medida es «injustificada» y «contraria a la libertad de información».

Por su parte, RSF ha recordado que la decisión llega una semana después de que las autoridades dijeran que dificultarían la obtención de las acreditaciones de prensa y ha condenado lo que ha descrito como una expulsión «sin precedentes».

En este sentido, ha hecho hincapié en que las autoridades argumentaron que no tenía acreditación de prensa y ha agregado que este documento «ha sido reclamado de forma poco frecuente hasta ahora y su ausencia no ha evitado a los periodistas trabajar libremente».

RSF ha resaltado que las autoridades comunicaron la semana pasada que el proceso sería endurecido y que próximamente se habilitaría un nuevo proceso para acreditarse, sin dar más detalles.

«Las autoridades malienses nunca habían expulsado a un periodista extranjero por un problema con la acreditación durante los últimos años», ha reiterado el director de la oficina de RSF para África, Arnaud Froger.

«Esta práctica administrativa es alarmante y no tiene precedentes. En un país gobernado por el Ejército durante un año y medio, esta decisión envía una señal preocupante para los periodistas», ha argüido.

En esta línea, ha subrayado que «usar fundamentos administrativo para evitar que los periodistas trabajen no engaña a nadie». «Esto sólo beneficia a los que quieren evitar unas informaciones que beneficien el interés público», ha añadido.

RSF ha apuntado además a un ambiente «cada vez más hostil» contra los periodistas y la prensa durante las últimas semanas, especialmente en el caso de aquellos que trabajan para medios internacionales. Malí quedó en 2021 en el puesto 99 de 180 en el Índice de Libertad de Prensa Mundial de RSF.

Las tensiones entre Bamako y la comunidad internacional repuntaron tras la decisión de la Comunidad Económica de Estados de África Occidental (CEDEAO) de imponer nuevas sanciones, después de que las autoridades malienses propusiesen extender otros cinco años el periodo de transición abierto en agosto de 2020.

Recomendados:

DV Player placeholder

Tags


Lo Último