Mundo

La Administración Biden invita a los familiares de Shirín abú Aklé a una reunión en Washington

La Administración de Estados Unidos ha invitado a una reunión en Washington a los familiares de la periodista estadounidense-palestina Shirín abu Aklé, muerta durante una incursión militar israelí en Cisjordania el pasado 11 de mayo, tras una carta enviada por la familia al presidente estadounidense, Joe Biden, en la que acusa a Washington de "blanquear" su muerte.

MADRID, 13 (EUROPA PRESS)

"La Administración, bajo la dirección del presidente (Joe Biden), ha estado muy comprometida en ayudar a tratar de determinar qué sucedió exactamente en torno a las trágicas circunstancias de su muerte", ha indicado en rueda de prensa el asesor de Seguridad Nacional de Estados Unidos, Jake Sullivan.

La familia había solicitado reunirse con el presidente estadounidense, Joe Biden, durante su visita a Oriente Próximo "para que pueda escuchar directamente de nosotros nuestras demandas de justicia" y "proporcionarnos toda la información reunida por su Gobierno sobre la muerte de Shirín".

Sullivan ha informado este miércoles de que el secretario de Estado estadounidense, Antony Blinken, ha hablado con los familiares de Shirín. "Es una tragedia horrible, y continuaremos trabajando y comprometiéndonos profundamente. Este tema será uno de los temas en juego en esta visita", ha dicho.

Hay que recordar que las conclusiones de la investigación independiente realizada por la Oficina de Naciones Unidas para los Derechos Humanos sobre la muerte de la periodista coinciden con la evaluación realizada por las autoridades palestinas, que apuntan a las fuerzas israelíes como responsables de la muerte de la reportera.

En la carta enviada a Biden, la familia de la periodista de Al Yazira expresó su "sensación de traición" por la "miserable respuesta" de Estados Unidos ante el "asesinato extrajudicial" de la periodista a manos de fuerzas israelíes en Yenín.

En particular criticaron que, a pesar de todas las pruebas recogidas por la prensa y las organizaciones de Derechos Humanos que apuntan a una "ejecución extrajudicial", la Administración negó "minuciosamente cualquier mínima posibilidad de una investigación rápida, minuciosa, creíble, meticulosa, creíble, imparcial, independiente, eficaz y transparente".

"En su lugar, Estados Unidos ha coqueteado con el borrado de cualquier delito de las fuerzas israelíes" para finalmente "asumir el 4 de julio la narrativa del Gobierno israelí", argumentó la familia de la periodista.

Las conclusiones de la investigación desmontan además la narrativa de que existiera actividad de palestinos armados en las inmediaciones de la posición donde se encontraban los reporteros, como apuntó Israel en su momento. El Ejército israelí admitió varios días después la posibilidad de que la periodista muriera de un disparo efectuado por sus propias fuerzas, pero siempre de manera no intencionada.

DV Player placeholder

Tags


Lo Último

Te recomendamos