Mundo

República Sánchez aprovechará la Cumbre Iberoamericana para preparar la cita clave UE-CELAC de julio

El presidente mantendrá encuentros bilaterales con los mandatarios de Chile y Costa Rica y es duda que coincida con Maduro El Rey también asistirá a la cita en Santo Domingo y clausurará el Encuentro Empresarial previo

El presidente mantendrá encuentros bilaterales con los mandatarios de Chile y Costa Rica y es duda que coincida con Maduro

El Rey también asistirá a la cita en Santo Domingo y clausurará el Encuentro Empresarial previo

MADRID, 23 (EUROPA PRESS)

La XXVIII Cumbre Iberoamericana de República Dominicana será el termómetro perfecto para que el presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, conozca cómo ven los países de la región su relación con la UE y qué esperan de la misma de cara a preparar el encuentro de julio en Bruselas entre el bloque y la Comunidad de Estados Latinoamericanos y Caribeños (CELAC), uno de los grandes hitos de la Presidencia española en el segundo semestre.

Aunque en la cita de Santo Domingo solo participan 22 países --19 de América Latina más España, Portugal y Andorra-- y la CELAC la componen un total de 33, los actores son prácticamente los mismos por lo que Sánchez tendrá la ocasión perfecta para poder conocer de primera mano qué esperan del semestre español y cómo ven de cara al futuro la relación con la UE.

El Gobierno ha venido defendiendo que la UE ha vivido en los últimos tiempos de espaldas a América Latina pese a que esta región comparte valores y principios con los europeos, de ahí que una de las prioridades que se haya marcado sea potenciar la relación con este continente al que España ha servido tradicionalmente de puente. La celebración de la cumbre UE-CELAC en Bruselas, la primera desde 2015, es clave en este esfuerzo.

Y para que pueda marcar un antes y un después en la relación entre ambos continentes es necesaria una buena preparación en la que ya se está trabajando desde el Ejecutivo. En este sentido, fuentes gubernamentales apuntan a que este será uno de los temas que Sánchez aborde con los líderes presentes en Santo Domingo.

El presidente llegará además procedente de Bruselas tras participar en el Consejo Europeo, durante el que uno de los temas a tratar es el de los acuerdos comerciales. España quiere que los acuerdos pendientes con Mercosur, Chile y México puedan cerrarse cuanto antes y hará los esfuerzos que sean necesarios durante la Presidencia de turno para que así sea.

En este sentido, Sánchez aprovechará el debate con sus socios europeos para conocer su posición respecto a los mismos, en particular el acuerdo con Mercosur, que hasta la fecha es el que más complicado resulta cerrar principalmente por motivos medioambientales que la llegada de Luiz Inazio Lula da Silva a la Presidencia de Brasil podría ayudar a desbloquear.

El presidente del Gobierno podrá compartir a continuación con los líderes iberoamericanos una radiografía de cómo están las opciones para que puedan cerrarse estos acuerdos que se consideran claves. Fuentes gubernamentales reconocen que el acuerdo con Chile parece el más factible por ahora, mientras que el de México podría tener una próxima solución.

PRESENCIA DE BORRELL Y GUERRA DE UCRANIA

Por otra parte, por primera vez se ha invitado a la Cumbre Iberoamericana al Alto Representante para la Política Exterior de la UE, Josep Borrell, lo que también contribuirá al debate sobre las relaciones bilaterales, ya que este es un claro partidario de profundizarlas.

En opinión del titular de la Secretaría General Iberoamericana (SEGIB), Andrés Allamand, "hay un buen alineamiento de los astros" para que se puedan relanzar las relaciones entre América Latina y la UE, pero a ambas orillas del Atlántico se debe aprovechar la oportunidad que existe por los intereses y valores compartidos.

Aunque la guerra de Ucrania no es uno de los puntos de la agenda de los líderes iberoamericanos, desde Moncloa apuntan a que Sánchez abordará esta cuestión en sus intervenciones y contactos durante la cumbre, convencido como está de que es necesario trasladar las tesis y postura de Kiev y no permitir que cale la propaganda rusa.

La región se ha posicionado de forma mayoritaria contra la invasión, con la salvedad de países como Venezuela y Nicaragua, pero sus líderes han optado por mantener la tradición de no injerencia y han preferido no adoptar sanciones contra Rusia ni suministrar armamento a Ucrania para su defensa.

ENCUENTROS BILATERALES

En otro orden de cosas, la cumbre es siempre una buena ocasión para los contactos bilaterales. En este caso, Sánchez tiene previstas sendas reuniones con el presidente de Costa Rica, Rodrigo Chaves, con el que aún no se ha reunido, y con el de Chile, Gabriel Boric, ambas a petición de la parte contraria.

En Moncloa no descartan que se puedan producir más contactos con otros mandatarios asistentes, entre los que no estarán ni el mexicano, Andrés Manuel López Obrador, ni el nicaragüense, Daniel Ortega. Quien es duda hasta el último momento es el presidente de Venezuela, Nicolás Maduro, que podría no asistir en última instancia. Con todo, las fuentes consultadas dejan claro que no se ha organizado ningún encuentro con este último.

AGENDA DE SÁNCHEZ Y EL REY

La llegada de Sánchez a Santo Domingo está prevista para el arranque oficial de la cumbre, que tendrá lugar a última hora de la tarde del jueves, tras lo cual habrá una cena de los mandatarios. En la cita también participa el Rey Felipe VI, que llegará a la capital dominicana este jueves por la tarde.

El monarca contará con agenda propia durante su estancia, que incluye un encuentro con una representación de los participantes en la Cumbre de Jóvenes Líderes Iberoamericanos, el viernes por la mañana, así como la clausura del XIV Encuentro Empresarial Iberoamericano junto con el presidente anfitrión, Luis Abinader, y el titular de la SEGIB.

Don Felipe, al igual que Sánchez, arrancará la jornada del sábado con un desayuno con los mandatarios centroamericanos, un encuentro previo a la cumbre propiamente dicha que ya se ha convertido en tradición y que pone de manifiesto el particular interés que España tiene por esta región y por ayudarla a hacer frente a los desafíos que afronta.

La cumbre propiamente dicha se desarrollará en dos sesiones plenarias, una de mañana y otra de tarde, en la que intervendrán los 22 países. Las autoridades dominicanas han adelantado que habrá 14 jefes de Estado presentes, mientras que otros dos países estarán representados por sus vicepresidentes y el resto por sus cancilleres.

Asimismo, además de la prescriptiva foto de familia que inmortalice la cita, para esta ocasión, ya sin las restricciones de la pandemia, se ha recuperado el llamado retiro, durante el que los mandatarios tendrán ocasión de conversar en solidario y sin presencia de asistentes sobre lo que consideren oportuno. La ocasión elegida ha sido el almuerzo y el país anfitrión ha propuesto como tema la recuperación económica, pero los líderes son libres de plantear otras cuestiones.

El Rey volverá a España una vez concluida la cumbre el sábado por la tarde mientras que Sánchez tiene previsto prolongar su estancia hasta el domingo. A primera hora de la mañana, mantendrá un desayuno de trabajo con el mandatario dominicano y posteriormente tiene previsto asistir a un acto organizado por la Internacional Socialista, de la que es actualmente su presidente.

DV Player placeholder

Tags


Lo Último

Te recomendamos