Mundo

El 70% de la población de entre 50 y 69 años cree que tiene un riesgo "bajo" de cáncer colorrectal

El 70 por ciento de la población española de 50 a 69 años considera que tiene un riesgo "bajo" de padecer cáncer de colon, según el 'Estudio sobre Programas de Cribado Poblacional de Cáncer Colorrectal', presentado por la Asociación Española Contra el Cáncer (AECC) con motivo del Día Mundial para la Prevención del Cáncer de Colon, que se celebra este viernes.

MADRID, 30 (EUROPA PRESS)

Sin embargo, se trata de un problema sociosanitario "de primer nivel" en España, según la AECC, ya que solo el hecho de tener más de 50 años es considerado un factor de riesgo. Es el primer tumor en incidencia en hombres y mujeres, ya que se detectan 112 casos al día, y el segundo más mortal, ya que fallecen 42 personas diariamente por esta enfermedad.

"Un 69,5 por ciento de los participantes en el estudio considera bajo o muy bajo el riesgo personal de un posible diagnóstico de cáncer colorrectal a lo largo de su vida, por lo que el reto principal en torno a esta enfermedad pasa por seguir trabajando en la divulgación de los factores de riesgo, en la prevención, y en animar a la participación en los programas de detección precoz", ha apuntado la directora médica de la AECC, Mariluz Amador.

Así, el objetivo del estudio, realizado sobre una muestra de 5.313 hombres y mujeres de entre 50 y 69 años, ha sido conocer la percepción y las actitudes que la población de esta franja de edad tiene en torno a los programas de cribado de la enfermedad.

Según el documento, el 97,6 por ciento de los encuestados conoce o ha oído hablar de este tipo de cáncer. En cambio, mientras casi el 98 por ciento de la población conoce el cáncer de colon, solo un tercio cree que tiene un riesgo personal alto o muy alto de desarrollarlo.

Debido a esta falta de percepción del riesgo de recibir un diagnóstico de cáncer de colon a lo largo de su vida, es necesario seguir profundizando en la educación sobre los factores de riesgo asociados este cáncer, como pueden ser: la edad; el sedentarismo; una mala alimentación, consistente en dietas ricas en grasas animales (carnes rojas) y pobres en fibra (fruta y verdura), y el consumo de tabaco y alcohol.

EL 62% SE HA SOMETIDO AL CRIBADO

En este sentido, según los datos del informe realizado por el Observatorio Contra el Cáncer de la AECC, el 82,4 por ciento de las personas encuestadas conoce los programas de cribado de cáncer de colon y un 87 por ciento el test de sangre oculta en heces (TSOH). De hecho, el 62,5 por ciento confirma haberse sometido a la prueba, bien dentro del programa de cribado o bien de manera individual.

Entre las personas que no han realizado el TSOH, los principales motivos tienen que ver con la falta de síntomas o encontrarse bien de salud (39,6%), no haber recibido la invitación oficial para ello (39,9%), olvido o dejadez (28,6%) y el deseo de mantenerse alejado de los centros médicos en este contexto de pandemia (24,9%), así como la saturación percibida en la sanidad pública (22,1%).

Tal y como se ha recordado durante el encuentro, las personas de riesgo medio, es decir, de entre 50 y 69 años, tienen derecho a poder participar en los programas de cribado del cáncer colorrectal. Este derecho solo estará garantizado cuando los programas de cribado poblacional de este cáncer alcancen una cobertura (entendida como invitación a participar) cercana al 100 por ciento de la población diana. Sin embargo, actualmente, hay CCAA en España donde su población no tiene aún cubierto este derecho.

En la mesa de diálogo, el vicepresidente del Consejo General de Colegios Oficiales de Farmacéuticos, Jordi Dalmases, ha puesto el foco en el papel sanitario que tienen los farmacéuticos comunitarios en la red de farmacias como espacios de concienciación, educación sanitaria, información y cribado para la detección precoz y prevención de cáncer de colon.

Por su parte, el presidente de la Federación de Asociaciones de Enfermería Familiar y Comunitaria, Javier Carrasco, se ha centrado en su rol como agente de prevención y promoción de la salud para concienciar a la población diana sobre factores de riesgo y promover la participación en los programas de cribado.

Con todo, ha propuesto "cambiar la estrategia" en los cribados de la enfermedad para llegar a más población. "No estamos llegando a toda la población por dos motivos: porque no han sido invitados unos, y otros porque, pese a haber sido invitados, no quieren participar. Invito a un cambio de estrategia en el sentido de una captación activa en nuestras consultas de la población de esta edad, que vemos todos los días, hayan recibido o no la carta", ha sugerido.

Por otro lado, el doctor José Reyes, vocal de la Asociación Española de Gastroenterología y presidente de la Asociación Española Contra el Cáncer en Baleares, ha abordado las consecuencias de no participar en los programas de detección precoz con diagnósticos de tumores en estadios más avanzados.

"El diagnóstico tardío compromete la supervivencia. Cuando detectamos el tumor en estadio 4, hay una posibilidad del 10 por ciento de supervivencia, mientras que si se diagnostica en el uno, la probabilidad de sobrevivir asciende al 90 por ciento", ha advertido Reyes.

"Una decisión personal como hacer caso de la carta de invitación a realizarse el test de heces puede cambiarte la vida; puede significar el cambio entre la vida y la muerte", ha sentenciado, para recordar que solo el hecho de tener más de 50 años ya es un factor de riesgo.

Por su parte, el presidente de Europa Colon, Luis Miguel de la Fuente, ha trasladado la importancia de atender las necesidades y las mejoras en la calidad de vida de las personas con cáncer de colon. "Hay falta de conocimiento social del cáncer de colon. Si en otros tumores existe ya un conocimiento, ¿por qué en cáncer de colon no se da ese conocimiento y esa sensibilización?, se ha preguntado De la Fuente, que ha incidido en que el cribado poblacional "salva vidas y ahorra costes al sistema". "Sin embargo, somos muy cortoplacistas", ha lamentado.

En este sentido, de la Fuente también ha mencionado el "estigma" que envuelve a este tumor. "La gente lo oculta, es un tumor sucio porque está relacionado con las heces, y la gente no se abre", ha explicado, enlazando este hecho con la falta de sensibilización. Por ello, a su juicio, es necesario continuar reforzando el mensaje de la necesidad de la detección precoz y seguir profundizando en la educación sobre los factores de riesgo.

DV Player placeholder

Tags


Lo Último

Te recomendamos