Economía

México campeón en gasto de bolsillo de salud; mexicanos hacen ‘fuchi’ al IMSS e ISSSTE

40% del gasto nacional en salud –consultas, medicinas y emergencias– se paga a través del bolsillo de las familias; cifra tres veces más alta que en Colombia y doble que en Argentina y Brasil

El 66% de los pacientes hacen ‘fuchi’ al IMSS e ISSSTE por la lentitud del servicio médico y prefieren gastar entre cinco mil 10 mil pesos en consultorios de farmacias o privados.

México es campeón en gasto de bolsillo destinado a servicios de salud, con una factura de casi 10 mil pesos anuales por hogar, que representan hasta un mes y medio del salario en consultas médicas, medicinas y estudios clínicos.

Por si fuera poco, existen familias que desembolsan más de 30% de sus ingresos para atender emergencias médicas, que los llevan a gastos catastróficos y condiciones de pobreza.

Te puede interesar: Cuotas del IMSS equivalen a 27% de salarios, pero servicio deja mucho que desear

El Centro de Investigación Económica y Presupuestaria (CIEP) informó a Publimetro que, en términos precisos, 40% del gasto nacional en salud proviene y se paga a través del ingreso de los hogares.

Señaló que dicha cifra coloca a México como uno de los países con mayor gasto médico del bolsillo entre el grupo de las 20 economías más importantes del mundo, conocido como el G20.

Precisó que dicho gasto –40% de lo ejercido a nivel nacional– es tres veces superior al reportado en naciones como Colombia, Suecia y Dinamarca, donde se registran tasas de 13.6%, 13% y 12.8%, respectivamente.

Además de que la cifra mexicana duplica los niveles observados en los países de Argentina, Brasil y Suiza, cuya población cubre 24.2%, 22.4% y 22% de la inversión nacional en servicios médicos.

¿Cuánto gastan mexicanos en salud?

La coordinadora de Salud y Finanzas Públicas del CIEP, Judith Senyacen Méndez, explicó que los hogares del país desembolsan entre cinco mil y 10 mil pesos anuales en servicios de salud.

Al presentar la actualización del micrositio saludenmexico.ciep.mx, precisó que, a pesar de contar con atención médica, las personas afiliadas al ISSSTE reportaron el mayor gasto de bolsillo, con un promedio anual de nueve mil 881 pesos por hogar.

Destacó que los derechohabientes de IMSS se colocaron en segundo lugar, con un desembolso de cinco mil 350 pesos anules; mientras que los afiliados al programa IMSS-Bienestar son los que invierten menos, con tres mil 310 pesos.

La especialista refirió que los hogares sin afiliación a la seguridad social reportan un gasto de bolsillo medio en consultas, medicamentos, estudios clínicos y hospitales de cinco mil 572 pesos.

De acuerdo con tales cifras, en el mejor de los casos, los hogares mexicanos destinan entre seis y 19 días de salario en gastos de salud, tasados con base en el sueldo promedio diario de los trabajadores afiliados al Seguro Social, que alcanza 534 pesos.

Pero, en el peor escenario, 69% de los trabajadores de menores recursos del país, que ganan entre uno y dos salarios mínimos, se ven obligados a desembolsar máximos de 24 y 47 días de sueldo al año, para solventar necesidades médicas.

Los hogares destinan hasta un mes y medio de salario al gasto de bolsillo en salud.

¿Por qué la gente no acude al IMSS o ISSSTE?

A través de su micrositio de salud, el CIEP reportó que en 2022:

  • 66% de las personas afiliadas no acudió a los servicios médicos del IMSS.
  • 36 millones de afiliados al Seguro Social “necesitaron” o tuvieron algún evento médico.
  • Pero 23.8 millones rechazaron el servicio y se atendieron en instancias privadas como los consultorios adyacentes a las farmacias y otras clínicas.

Mientras que en el ISSSTE:

  • 65% de las personas afiliadas no acude a los servicios médicos del instituto, que atiende trabajadores del gobierno.
  • 5 millones de derechohabientes del ISSSTE “necesitaron” algún servicio de salud en 2022.
  • 3.2 millones rechazaron el servicio y acudieron a instancias como los consultorios adyacentes a las farmacias y otras clínicas.
  • En ambos casos, los tiempos de espera para recibir una consulta, de hasta cinco horas; la saturación en las citas y poca disponibilidad de especialistas son las razones para que los afiliados al IMSS e ISSSTE no acudan al servicio.

Consultorios de farmacia

La doctora Claudia M, quien trabajó en varios consultorios de farmacia, compartió con que:

  • 7 de cada 10 pacientes atendidos en estas instancias son derechohabientes del IMSS e ISSSTE, que no están dispuestos a perder hasta cuatro horas “haciendo fila” para atender una gripa o infección gastrointestinal.
  • 55% de las consultas corresponden a niños o menores de edad; 35% a personas de la tercera edad y 10% a jóvenes.
  • 7 de cada 10 pacientes no reciben un diagnóstico de calidad, porque solo están dispuestos a pagar la consulta de 50 a 70 pesos y rechazan el costo de pruebas básicas como medición de glucosa, colesterol, triglicéridos o química sanguínea.

La doctora descartó que los médicos de los consultorios de farmacia tengan que cubrir una cuota de venta, a través de los medicamentos que prescriben, pero advirtió que existe la instrucción de incluir “vitaminas y medicinas que están por caducar”, para favorecer al negocio.

Comisiones por venta de vitaminas

El doctor Joel Campos Meza, encargado de la Clínica de Crónicos de la Secretaría de Salud de la CDMX, explicó que:

  • 300 a 800 pesos es el costo real de acudir a los consultorios de las farmacias: 50 a 70 pesos por consulta y el resto en medicamentos o tratamientos.
  • 20% del ingreso de los médicos se generan por el pago de comisiones, por recetar multivitamínicos u otros complementos al tratamiento.
  • Hasta 4 veces menos ganan los médicos de las farmacias, respecto a los doctores generales del sector público.
  • Las enfermedades principales que atienden son: infecciones respiratorias y gastrointestinales, diabetes, hipertensión, golpes y luxaciones de huesos.

Lo más leído en Publimetro:

DV Player placeholder

Tags


Lo Último

Te recomendamos