Mundo

Rescatan a 127 malasios víctimas de estafa atrapados por los combates en Myanmar

KUALA LUMPUR, Malasia (AP) — Más de 120 víctimas de ofertas de empleo fraudulentas fueron rescatadas tras quedar atrapadas por los combates en el norte de Myanmar entre el ejército y grupos armados étnicos, según el gobierno de Malasia.

El número de malasios rescatados pasó de 26 iniciales a 127 en los últimos días, según dijo el ministro de Exteriores, Zambry Abd Kadir, a medios locales el lunes por la noche, antes de salir de viaje hacia Nueva York.

Estaban en un lugar seguro y el gobierno esperaba enviarlos de vuelta a casa para el jueves, señaló. El ministro había indicado antes que el grupo se había quedado varado en Laukkaing, una localidad conocida por ser un núcleo de estafas a través de internet, apuestas y otras formas de crimen organizado.

Los combates continúan en el norte de Myanmar después de que una alianza de grupos étnicos armados lanzara una ofensiva sorpresa el mes pasado. Han tomado el control de varios pasos fronterizos a China, lo que ha trastocado el comercio.

Zambry dijo que se había pedido al ministerio que ayudara a evacuar a un ciudadano indonesio y otro hongkonés de la zona. Los dos serán evacuados en avión con los malasios, indicó. El ministro dio las gracias a las autoridades chinas y birmanas por su asistencia en la operación, sin dar más detalles.

Un funcionario del gobierno que declinó dar su nombre porque no estaba autorizado a hablar con los medios dijo el martes que según la información preliminar, los 127 malasios fueron atraídos al lugar por ofertas de empleo fraudulentas. Los detalles de la operación de rescate y su evacuación no se hicieron públicos por el momento debido a la sensibilidad el caso y las diferentes partes implicadas.

Este mes fueron rescatadas también en Laukkaing 266 víctimas tailandesas de traficantes de personas, además de varios filipinos y un singapurense, que fueron trasladados a la ciudad china de Kunming, donde tomaron vuelos arrendados a Bangkok. Otro grupo de 41 tailandeses fue repatriado por la frontera terrestre, según reportes.

La violencia en la región fronteriza ha sido una molestia continuada para China, pese a su apoyo a los militares que gobiernan el país desde que tomaron el poder en 2021.

Beijing pidió esta semana un cese el fuego en Myanmar, pero dijo que seguiría haciendo maniobras con fuego real en su lado de la frontera para prepararse para cualquier emergencia. Según reportes, la policía china lanzó gas lacrimógeno para alejar a gente que se cobijaba junto a la cerca fronteriza.

China tiene muchos reparos a que los conflictos crucen una frontera ya marcada por el narcotráfico y el contrabando de personas. Los ciberdelitos contra víctimas chinas se han convertido en una grave preocupación, y Beijing ha presionado mucho para eliminar a los grupos afincados en Myanmar y otros países y enviar a los responsables a China para procesarlos.

DV Player placeholder

Tags


Lo Último

Te recomendamos