Opinión

Nueva crisis migratoria

Migrantes haitianos acampan en albergues de Monterrey

En días recientes hemos visto la presencia de una crisis humanitaria internacional en la frontera entre México y Estados Unidos protagonizada por miles de familias provenientes de Haití afectadas por la crisis política y social en su país, apoyadas por diversos grupos e intereses para llegar al norte, en busca de un futuro mejor que el presente que tenían.

La migración es un fenómeno de la humanidad desde hace muchos siglos, la búsqueda de un mejor lugar para vivir es un derecho natural del hombre desde épocas remotas, justamente la biblia nos relata la travesía del pueblo elegido para llegar a la tierra prometida, en el Imperio Romano a los migrantes se les decía bárbaros, no eran ciudadanos con derechos y para nuestro país desde que logró su independencia la migración hacia el norte es parte de nuestra esencia, la perdida del territorio de Texas, las guerras mundiales y más recientemente las crisis económicas y de seguridad, han convertido a México en un país de migrantes. Entre 10% y 20% de nuestra población reside en Estados Unidos.

Muchos de los migrantes que deciden salir de su lugar de origen, lo hacen dejando y arriesgando todo, le temen más a su vida presente que a una posible muerte futura, de ahí que cuando los deportan a sus países, es regresarlos a una vida peor que la muerte.

Merecen reconocimiento y respeto de acuerdo con la Convención de la ONU sobre trabajadores migratorios. No hay argumento que se pueda sostener que permita la violencia en su contra.

Para el presidente Biden la crisis del puente en la frontera en del Rio Texas está representando un golpe político a su popularidad y una merma al apoyo que recibió hace unos meses de los latinos; el maltrato que se vio por parte de los policías fronterizos hacia los migrantes haitianos ha indignado a la sociedad norteamericana, “nosotros no somos así” señaló Biden y Kamala Harris, la semana pasada.

A partir de esta crisis en ambos lados de la frontera se habilitaron albergues temporales para apoyar a algunos de los miles de haitianos aun no deportados, mientras esperan alguna resolución, 8,000 regresaron a México, sin embargo; esto será provisional y resuelve solamente una parte de esta crisis y de este fenómeno internacional.

Vienen tiempos difíciles para los migrantes, según el Colegio de la Frontera Norte, Estados Unidos ha expulsado a un millón de migrantes en un año, más de la mitad mexicanos, 200,000 centroamericanos y los demás de otros países.

A partir de agosto dice el estudio, se envían vuelos con migrantes que salen del sur de Texas y aterrizan en Tapachula, Chiapas y Villahermosa. Es necesario dejar de ocultar el problema y convocar a un grupo de alto nivel para establecer las bases de un acuerdo multilateral sobre el tema.

De lo contrario la diáspora seguirá saliéndose de control, será usada como arma política en contra de Biden y las agresiones serán no solo para los miles de haitianos y centroamericanos migrantes, sino para decenas de miles de mexicanos.

* Las declaraciones y opiniones expresadas en este artículo son de exclusiva responsabilidad de quien las escribe y firma, y no representan el punto de vista de Publimetro.

Tags

Lo Último


Te recomendamos