La reina Isabel II perdona a Harry bajo la sombra de la muerte de Diana

La monarca británica ha sorprendido con la posición fijada ante el reciente anuncio de su nieto Harry y Meghan Markle.

Por Celalba Yamarte

Los padres crían y los abuelos malcrían. Será que este popular refrán también aplica para la monarquía británica, todo indica que sí a partir del comunicado emitido por la reina Isabel II acerca de la decisión tomada por su nieto Harry y su esposa Meghan Markle.

Te puede interesar:

La Reina aceptó con una inesperada tranquilidad la renuncia de la joven pareja a sus deberes reales. En un breve oficio publicado recientemente  manifestó que “respetamos y entendemos su deseo de vivir una vida más independiente como familia mientras permanecen como una parte valiosa de mi familia”.

Así, en primera persona, la nonagenaria se expresaba en tono condescendiente sobre este tema que ha revolucionado a la corona británica.

La reina Isabel  y la crisis de los príncipes de Gales

Una posición muy diferente fue la asumida por Isabel II cuando el matrimonio, conformado por su hijo Carlos y la princesa Diana, comenzaba a demostrar un evidente deterioro.

En la crisis más profunda de los príncipes de Gales, Diana aprovecharía una entrevista concedida a la BBC en 1995 para ventilar el romance que sostenía Carlos con Camila Parker. “Bueno, éramos tres en este matrimonio, así que estaba un poco concurrido”, precisó en esa ocasión la princesa.

View this post on Instagram

Earlier this week, The Prince of Wales and The Duchess of Cornwall, @clarencehouse, visited the Bay of Islands and attended a formal welcome, called a Pōwhiri, at @waitangitreatygrounds. The Waitangi Treaty is regarded as New Zealand’s founding document, and enshrines the relationship between Māori and the Crown. Following the ceremony, Their Royal Highnesses looked around Waitangi Museum and met guests from the Maori community. Later, The Prince met young entrepreneurs who are developing environmentally sustainable start-ups through @princes_trust_nz’s Enterprise Programme, while The Duchess visited Kerikeri Primary School to meet children participating in the ‘Garden to Table’ programme. The initiative encourages children to grow their own vegetables in the garden and make recipes in the kitchen from the food they have grown. To end the day, The Prince visited the local fire station in Paihia, which was established in 1965. Fire and Emergency NZ relies on 11,000 volunteers to help keep communities safe. . 📸 Press Association / @clarencehouse

A post shared by The Royal Family (@theroyalfamily) on

Este sería el detonante para que la reina Isabel le ordenada a Lady Di que se divorciara de su hijo, tal como ocurrió un año más tarde. Por lo menos así lo reveló el año pasado la biógrafa experta en la realeza británica, Angela Mollard.

Tensión en la corona británica

Según Mollard, la instrucción se hizo llegar a Diana  en una misiva real enviada por la Reina tras la sonada entrevista difundida por el medio londinense. Sin embargo, en el momento no se dio a conocer una posición oficial de Isabel II quien guardó silencio sobre el caso.

Lo que sí era conocido por todos era la poca cercanía que existía entre Ladi Di y su suegra, sobre todo en esta última parte del matrimonio que incluyó una separación de cuatro años.

En el caso de Harry, la reina Isabel ha salido a frente públicamente en franco respaldo a su nieto y su esposa Meghan Markle, lo que deja una marcada diferencia de cómo se han definido ambos casos que incluyen a una pareja real.

La reina Isabel II tiene el futuro de Archie en sus manos ¿Quién se quedará con la custodia?

La monarca de la realeza británica aún no ha tomado una decisión sobre el destino del pequeño. Según la antigua ley ella tiene la custodia del hijo de Meghan y Harry.

 TE RECOMENDAMOS VER:

NEWSLETTER

Lo Último de en tu correo...

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo