A 100 años, la Constitución mexicana ha cambiado en 80%

La Constitución llega a sus 100 años con 699 reformas y modificaciones a 114 de los 136 artículos que contiene. Especialista en derchos llama a no vejarla más y conservar su escencia

Por Fabiola Ayala

La Constitución mexicana llega a sus 100 años de vida con un rostro que se ha sido modificado en un 80%, pues de los 136 artículos que posee han cambiado 114, con aproximadamente mil modificaciones y 699 reformas.

El abogado constitucionalista por la UNAM, Roberto Duque comentó a Publimetro que la extensión de la Carta Magna –promulgada el 5 de febrero de 1917 por el Constituyente de Querétaro–, era de 23 mil palabras y hoy tiene 68 mil, lo que da cuenta de agregados innecesarios.

Ante la posibilidad de redactar una nueva Constitución, el académico respondió tajante que no es viable, porque se corre el riesgo de que el texto se convierta en una mezcla de cuotas políticas que en nada abonarían a nuevas leyes.

Si bien reconoció que ha habido reformas importantes y trascendentales, el texto se ha extendido porque todos los partidos políticos han buscado plasmar sus pactos en las letras constitucionales y el documento no fue creado para eso.

Las constituciones, dijo, deben tener los lineamientos básicos que den paso a las normas y reglamentos, pero no convertirse en extensos tratados que la llenen de “paja”, pues se desvirtúa.

“Hemos llegado a ridículos en los que las fuerzas políticos dicen, todo pongámoslo en la Constitución. Son normas que son impropias no sólo de una Constitución, sino de una ley secundaria porque son demasiado detalladas, son como de reglamento”, manifestó.

Añadió que ha sido tal el exceso de los agregados al texto constitucional que tan sólo el artículo 41 –que habla de que el pueblo ejerce su soberanía por medio de  los Poderes de la Unión, en los casos de la competencia de éstos, y por los de los  Estados y la Ciudad de México– cuenta con cuatro mil palabras.

Dicho número de palabras, abundó, equivale a la mitad de la Constitución de Estados Unidos, que consta de ocho mil, por lo que urgió a que los cambios ya no sólo sean cuotas que los partidos quieran dejar cuando se presenta determinada coyuntura.

Recordó que cuando el Partido Verde Ecologista de México (PVEM) no era un aliado del Revolucionario Institucional (PRI), veló porque la mínima edad para ser senador bajara de 35 años a 25, porque el instituto político estaba liderado por el entonces joven político Jorge Emilio González, quien aspiraba llegar a la Cámara Alta.

Ello da cuenta de que el cambio en la ley no se debió a una necesidad básica para contar con legisladores más jóvenes, sino una cuota que en dicho tiempo logró obtener el Verde en favor de uno de sus líderes, señaló el investigador.

Retos a 100 años de la Constitución

Roberto Duque consideró que en el marco del centenario de la Constitución mexicana, uno de los mayores retos es que se cumplan sus preceptos, empezando por los mismos legisladores y los servidores públicos.

El también profesor del Instituto de Investigaciones Jurídicas de la Universidad Nacional Autónoma de México, advirtió que son los diputados y los senadores los primeros en alterar los mandatos de la Constitución, por ejemplo cuando no cumplen con los tiempos que establece la ley para dar cause a las iniciativas legislativas bajo el argumento de que “se detiene el reloj legislativo”.

Mencionó que de acuerdo con el Violómetro Constitucional, una herramienta creada por investigadores del Centro de Investigación y Docencia Económicas (CIDE) para dar seguimiento al trabajo legislativo, hay por lo menos 20 violaciones a la Carta Magna que se cometen a diario.

Dichas violaciones, insistió, son producto del afán de los legisladores de dirimir las disputas partidistas en el contenido de la Constitución, por eso el cumplimiento de la misma es uno de los retos.

Otro reto es adaptar cada día mejor los preceptos a la realidad política del país sin que se hagan a un lado los principios que significaron un gran logro en la redacción de 1917.

Las razones para celebrar

México fue el primer país en establecer derechos sociales en su Constitución, seguido de Alemania que lo hizo en 1919 y que fue un parteaguas para otras naciones, recordó el profesor Roberto Duque.

La Constitución mexicana, puntualizó, ha dado estabilidad al país, pues no se han desatado revoluciones o golpes de estado, por lo menos desde la época de Lázaro Cárdenas.

“Los abogados decimos que las constituciones deben ser omnicomprensivas, es decir que simplemente deben dar las disposiciones clave y ya lo que hace la legislación secundaria es desarrollar con lujo de detalle los contenidos constitucionales”, detalló.

Un ejemplo de los avances en el derecho constitucional es la Carta Magna de Alemania que se caracteriza por su contenido y la concreción de sus artículos.

Datos

  • De acuerdo con la página oficial del sitio Centenario de la Constitución 1917, la Carta Magna tuvo como antecedente 11 documentos normativos promulgados desde la Constitución de Cádiz.
  • El texto de Querétaro fue el cuarto de su tipo, luego de la Constitución de México de 1814.
  • Los textos constitucionales previos fueron: el Decreto Constitucional para la Libertad de la América Mexicana, del 22 de octubre de 1814; la Constitución Federal de los Estados Unidos Mexicanos, del 4 de octubre de1824, y la Constitución Política de la República Mexicana del 5 de Febrero de 1857, hasta llegar el 5 de febrero de 1917 la Constitución Política de los Estados Unidos Mexicanos.

 

TAMBIÉN PUEDES LEER:

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo