El Arca de Noé y el diluvio que viene

Las campañas que arrancan dentro de una semana nada cambiarán con lo que pasó en las precampañas o intercampañas. En el war room del PRI no hay quién frene la picada de su candidato “ciudadano”

El Arca de Noé y el diluvio que viene

Las encuestas son apabullantes: el PRI se desploma conforme pasan los días. Y la tendencia es clarísima, las campañas que arrancan dentro de una semana nada cambiarán con lo que pasó en las precampañas o intercampañas. En el war room del tricolor no hay quién frene la picada de su candidato “ciudadano”.
De ahí que el tricolor tuviera que echar mano de una notable baraja de cuadros políticos para garantizar su presencia en el Congreso, mediante las listas de senadores y diputados mediante la fórmula de representación proporcional, es decir, aquellos que llegan a una curul o escaño sin hacer campaña, sin que sean elegidos, sin ganar una elección.

El temor del fracaso es tan grande que la ambición de estos cuadros es únicamente garantizar un lugar en el Congreso, aunque su candidato y su partido estén hundidos en un lejano tercer lugar de las preferencias electorales.

Incluso, llama la atención que hayan colocado a impresentables como suplentes de senadores y diputados, en una lógica –según sus súper asesores– de que puedan mantener el gobierno federal el 1 de julio, lo cual está matemáticamente descartado, y que ellos puedan brincar al gabinete.

Por ejemplo, para el Senado de la República postularon en el primer de la lista plurinominal a Claudia Ruiz Massieu y como su suplente a Mercedes del Carmen Guillen Vicente, hermana de Rafael Sebastián, el Subcomandante Marcos, a quien el gobierno de Carlos Salinas de Gortari casi aniquiló en 1994.

Un caso emblemático de la desesperación priista es la postulación del líder del sector obrero Carlos Aceves del Olmo, de 77 años de edad, y su suplente, José Calzada Rovirosa, ex titular de la Sagarpa, dependencia que estuvo involucrada en el mecanismo de desvío de recursos de La Estafa Maestra, al pagar 220 millones de pesos a la Universidad Autónoma de Zacatecas por proyectos copiados de Wikipedia.

Al ex secretario de Gobernación, Miguel Ángel Osorio Chong, lo mandaron al cuarto lugar de la lista. Este sujeto es responsable de la violencia sin precedente que azota al país y de los casos de impunidad ejemplar, como Tlatlaya, Tanhuato, de la Fuga de “El Chapo” Guzmán, de los crímenes contra periodistas, del escándalo por el espionaje federal con Pegasus, etc. etc.

En la lista también figura Eruviel Ávila, responsable de la inseguridad, pobreza, corrupción y deuda en el Estado de México. Durante su mandato logró que esa entidad ocupara el primer lugar nacional en feminicidios.

Lorena Cruz Sánchez, ex titular de Inmujeres, despidió a 73 funcionarios “incómodos”, gastó dinero público sin medida para costear gastos de amigas e, incluso, bloqueó una iniciativa que pudo haber salvado la vida de mujeres mexiquenses.

El hijo del senador Emilio Gamboa, Pablo Gamboa, quiso ser candidato a la gubernatura de Yucatán y no lo logró. Como premio de consolación lo agregaron a la lista. Su experiencia política es nula.

El PRI también le paga el favor a Fernando Pacheco Martínez, líder de los petroleros de Guanajuato, involucrado en el Pemexgate, es decir, en el desvío de mil millones de pesos de Pemex a la campaña presidencial de Francisco Labastida Ochoa en el 2000.

En la lista de plurinominales priistas a la Cámara de Diputados destacan los de la quinta circunscripción, que son los representantes del Grupo Mexiquense, que encabeza Enrique Peña Nieto. En esa lista están Ana Lilia Herrera, presidenta de la Jucopo del Senado; el escandaloso Luis Enrique Miranda, ex secretario de Desarrollo Social; Ernesto Nemer, dirigente del PRI mexiquense, y Laura Barrera, titular del Sistema Nacional DIF, además de la polémica ex comisionada presidenta del Inai, Ximena Puente de la Mora.

Arturo Zamora, Ismael Hernández Deras, Manuel Cota Jiménez, Pedro Pablo Treviño, Ivonne Álvarez, el ex gobernador de Coahuila Rubén Moreira Valdez, Dulce María Sauri, el senador Héctor Yunes Landa y René Juárez Cisneros también figuran entre los que podrían alcanzar una curul.

La lista de aspirantes al Congreso de la Unión por la vía plurinominal no es otra cosa que priistas desesperados por alcanzar un hueso y, si es con fuero, mejor.

Ya lo dijo el candidato de la coalición Por México al Frente, Ricardo Anaya Cortés: “al estar claro que están ya en un tercer lugar, pues pareciera que es el equipo más cercano el que está, a través de las plurinominales, esperando salvarse”.

Por eso, y es lo más probable, es que la jornada electoral del 1 de julio será una de las peores contiendas en la historia del PRI y en vísperas del comienzo de las campañas, los priistas ya se preparan para el diluvio que viene.