Entendiendo al Virtus dentro de Volkswagen

Por Guillermo Lira

Volkswagen construyó una estrategia táctica para el segundo semestre de este año. El mercado total ha ido a la baja y los que más sufren –obviamente – son los que venden más, pues su nicho tiene gran cantidad de consumidores en distintos segmentos y la confianza actual de quien financia o adquiere un auto ha bajado, así que la fórmula que siempre ha servido a las marcas es “Producto-Producto-Producto”.

Esa es la clave y Volkswagen se preparó con todo para el segmento de sedanes, donde tenemos la mayor venta en el país. Ahora, al entrar a una de sus distribuidoras, se aprecia Vento, Virtus y Jetta, tres que le pueden ayudar a cerrar un 2019 con números muy alentadores.

El Virtus, que se estrenó este fin de semana en distribuidoras, está a la altura de las circunstancias en 275 mil 990 pesos manual de cinco velocidades y 295 mil 990 pesos automático de seis velocidades, ambos con motor 1.6 litros de 110 hp, con un reducido consumo de combustible que puede ser de más de 20 kilómetros por litro según el manejo.

Así de sencilla la gama, donde sólo se puede elegir la caja, uno de sus seis colores y la forma a financiar, que ahora lanzan formas de adquisición con enganche pero que –a dos o tres años– el vehículo se puede regresar o renovar.

Con esto, la marca ha decidido pelear por el mercado más amplio en México contra nuevos y viejos competidores con producto, un nuevo nombre con la plataforma que más fama y confiabilidad ha demostrado de la marca, la MQB, con un auto que abre un lazo más entre Brasil y México, ya que se hace por allá.

Y digo un lazo más de estas dos operaciones de Volkswagen, pues ya estamos esperando el T-Cross, un crossover que era lo que teníamos entendido seguía en la gama luego del lanzamiento de Tiguan y Teramont, la estrategia de vehículos con el famoso “Digital-Cockpit” y la estrategia del Final Edition de Beetle en Amazon donde VW seguro esta aprendiendo mucho del comportamiento de la compra en línea de un automóvil.

Pues el T-Cross no fue el siguiente sino el Virtus se adelanta y con ello cinco meses de más poder en el segmento de sedanes subcompactos, como le digo, el más grande en el país.

La estrategia para 2019 de VW de México parecía ir sólo hacia camionetas y crossovers, sin embargo, ahora con más versiones de Jetta que lo fortalecen como oferta y volumen, el nuevo Virtus con su sola versión y el Vento dando espacio a Virtus adaptando sus versiones mas altas, nos hacen ver que no todo son crossovers, que, si bien son importantes, la marca esta constantemente estudiando que es lo que puede traer que al público mexicano interesa.

El rey de la fórmula es el producto y aunque el mercado caiga siguen existiendo productos que en cualquier segmento nos llevan como clientes a verlos, así tenemos marcas que crecen por ser nuevas y estar extendiéndose aún en el mercado, pero otras que su crecimiento o estabilidad es simplemente de producto y gama, como en el mercado de lujo, la oferta en cada marca se ha multiplicado, y encuentra nuevos clientes, en el mercado masivo mientras mas tecnología, innovación y atractivo exista los ganadores estarán claros.

** Las declaraciones y opiniones expresadas en los contenidos de la sección Opinión y de todas las columnas y artículos, son de exclusiva responsabilidad de quien las escribe y de quien las firma, y no representan el punto de vista de Publimetro

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo