Estancamiento del T-MEC en EU y Canadá debe preocupar y ocupar a México

Por Kenia López Rabadán

Debemos recordar que a finales de 2018 fue suscrito el Tratado entre México, Estados Unidos y Canadá (T-MEC o USEMCA por sus siglas en inglés), que tomaría el lugar del Tratado de Libre Comercio de América del Norte (TLCAN aún vigente), en medio de controversias derivadas, en su mayoría, por las políticas proteccionistas de Donald Trump, y su intención de reelegirse en 2020.

Nuestro país posee una economía que depende en gran medida del comercio exterior; el intercambio comercial se realiza principalmente con Estados Unidos, pues implica alrededor del 80 por ciento del total de las exportaciones, mismas que a su vez, conforman más del 75 por ciento del PIB nacional. Por tanto, es evidente que la falta de ratificación del T-MEC por parte de Estados Unidos y Canadá, debe preocupar pero sobre todo ocupar al gobierno mexicano en cuanto a su implementación se refiere.

Estados Unidos ya se encuentra en tiempos electorales y si el T-MEC no se aprueba en estos meses, será más complejo aún que suceda el próximo año, pues estaremos hablando de un año de elecciones; de ahí que surja la importancia de que el gobierno mexicano despliegue un importante cabildeo entre los principales actores republicanos y demócratas en el congreso estadounidense para sacar adelante este trascendente instrumento.

El 19 de junio de este año el Senado de la República aprobó el protocolo por el que se sustituye el TLCAN por el T-MEC, mismo que mantiene, en su mayoría, el contenido del Tratado de 1994; está compuesto por 34 capítulos en los que se incluyen temas como la propiedad industrial, el establecimiento de normatividad sobre variedades vegetales, modificaciones en los impuestos generales de importación y exportación, entre otros. En este Senado esperamos el paquete de reformas a las leyes y reglamentos que deberá enviar la Secretaría de Economía en próximos días al congreso, pues este tema es determinante para alcanzar el de por sí bajísimo crecimiento económico de 1.5 a 2.5 por ciento, esperado por el gobierno mexicano para 2020.

** Las declaraciones y opiniones expresadas en los contenidos de la sección Opinión y de todas las columnas y artículos, son de exclusiva responsabilidad de quien las escribe y de quien las firma, y no representan el punto de vista de Publimetro

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo