Economía

¿Cómo puedo llegar con dinero al final de la quincena?

El 65% de los adultos mexicanos pierde el rastro de su dinero o no sabe en qué lo gasta; mientras que 45% gasta más de lo que gana reveló la Condusef

Llegar dinero al final de la quincena es más fácil de lo que imaginas y lo único que debes hacer es poner orden en tus gastos, tener claro cuales son tus prioridades y entender que no hay salario que alcance si siempre dices “no se puede”.

Te puede interesar: 41% de mexicanos se endeuda o da tarjetazo para completar gastos del mes

La Comisión Nacional para la Protección y Defensa de los Usuarios de Servicios Financieros (Condusef) reveló que 65% de los adultos mexicanos “pierde el control de su dinero”, debido a que no lleva un presupuesto o registro de sus gastos.

Reveló que casi la mitad de las personas (43%) hace compras no planeadas o por impulso; lo que contribuye al despilfarro inmediato de la quincena y al riesgo constante de quedarse sin recursos.

Mientras que 42.5% de los mexicanos gasta más de los que gana y la mayoría de los afectados recurre a pedir prestado con familiares para salir pagar las cuentas y compromisos económicos de mes.

Deseos matan la salud de tu bolsillo

La coach en finanzas, Sandra Huerta, explicó que el retos principal de los mexicanos –para llegar con dinero al fin de mes o de quincena– está distinguir entre “deseo” o “quiero” comprar y “necesito” o “es prioritario pagar” tal o cual producto o servicio básico.

Indicó que, si todos aprenden y son conscientes de que primero deben costear lo necesario y planear o ahorrar para tener aquello que tanto desean, puede liberara hasta una tercera parte de la quincena.
Puedes revisar: ¡Que no falten los complementos en tu parrillada!

“Cuando lea hablas de ahorrar, planear gastos o administrar tu dinero, piensa en un castigo: en no puedo comprar, no puedo salir de antro, no puedo comer fiera, no puedo comprar lo que a mi me gusta.

“Y si observas con detenimiento, todas esas quejas derivan del deseo: quiero comprar o se me antoja comprar; pero ni uno dice voy a registrar los gastos o compras necesarias: despensa, renta, luz, agua o las deudas preexistentes.

“Si lo haces, podrás eliminar lo que no es urgente y rescatar un mínimo de 10% o 20% de sus gasto actual. Si sales tablas o, de plano, no te alcanza, debes tomar decisiones: desarrolla una actividad que genere ingreso extra, pide a tu familia ahorrar en los gastos del hogar o toma el reto de cambiar de empleo”, apuntó Sandra Huerta.

Tips para estirar la quincena

El Nacional Monte de Piedad y los especialistas en finanzas te recomiendan:

1. Primero lo primero

Así como lo lees: al recibir tu quincena –lo primero que debes hacer– es pagar los llamados gastos corrientes: renta, agua, luz, internet, gas y todo lo que es prioritario. Al liquidar todos esos rubros fijos evitarás endeudarte y tendrás mayor claridad de cuanto te queda para gastar.

2. No empieces despilfarrando, comienza pagando.

Seguro te ha pasado: te depositan tu sueldo y lo primero que haces es comer en la calle, salir de fiesta o comprarte algún gustito. ¡Error! Primero debes cumplir con el punto uno, para después gastar en lo que te gusta sin remordimientos.

3. Organización

La planificación es una cualidad que puedes ir trabajando. No es necesario tener un documento en excel o ser contador, en una libreta puedes anotar tus gastos mensuales o quincenales –un presupuesto– y hacer un comparativo con tu sueldo para definir y priorizar entradas y salidas de dinero.

4. Piensa, luego gasta

Así de sencillo, no te precipites en gastar en la primera oferta, promoción o gusto que te quieras dar. Detente un momento y pregúntate: ¿realmente necesito esto? Si gasto en esto ahora ¿no me afectará en mis finanzas al final de quincena? Esta reflexión te ayudará a no tener estos gastos imprevistos o por impuso.

5. Mate a los gastos hormiga

Los famosos gastos hormiga son una de las principales causas por las que en cada quincena te puedes llegar a ver “apretado”. Evita estos pequeños y escurridizos gastos: golosinas, refrescos, antojos, garnachas y todo aquello que no dejan rastro.

6. Busca el ahorro hormiga

Si existen gastos hormiga, porque no tener también un ahorro hormiga; puedes ir ahorrando poco a poco: de 10, 50 o 100 pesos o más; tú decides el ritmo y el monto; y cuando menos te des cuenta tendrás una cantidad considerable, para cualquier imprevisto o simplemente para tener un “colchón”.

Sigue leyendo en Publimetro:

Tags

Lo Último

Te recomendamos