Desde 1968, Rafael lleva flores a sus amigos asesinados en Tlatelolco

Rafael Macías participó en todas las marchas del movimiento estudiantil de 1968; sin embargo, el 2 de octubre no llegó por azares del destino

Por Miguel Ángel Bravo

Para Rafael Macías todos los 2 de octubre después de 1968 han sido iguales. No importa en qué parte de la Ciudad de México se encuentre, a medio día se traslada a la Plaza de las Tres Culturas para dejar un ramo de flores blancas y unas veladoras para sus amigos asesinados.

Rafael corrió con suerte ese 2 de octubre. Por azares del destino llegó tarde al mitin que antecedería la matanza de estudiantes; sin embargo, cinco de sus amigos de la Facultad de Medicina de la UNAM no.

No te pierdas:

Plaza Tres Culturas Foto: Cuartoscuro

"Llegué tarde porque ya me había casado y tenía una niña de tres años. Entre que venía y no venía a la plaza, mi hija comenzó a llorar, por lo que mi esposa me dijo que la tranquilizara y después me fuera. Tardé más de media hora en calmar a mi hija y salir de casa. Al acercarme a la zona de Tlatelolco ya no me dejaron pasar, los camioneros me dijeron que había balazos y que estaban matando estudiantes", narró a Publimetro.

"No sentí miedo. Anduve vagando por horas en la ciudad. Yo tenía que estar ahí porque había quedado con mis compañeros. Tenía un amigo que le decíamos "Memín", porque se parecía a Memín Pinguín, muy inteligente y luchador, pero aquí se perdió mi amigo, nunca lo volví a ver".

Aseguró que venía siempre en esta fecha desde hace medio siglo para dejarles flores porque se siente apenado. A veces lo hace en Día de Muertos y trae a sus nietos, pero ellos no son tan cercanos a este lugar, tal vez, comentó, porque no les tocó vivir el movimiento estudiantil.

Tlatelolco Foto: Publimetro

 

Este año Rafael cruza lentamente el Eje Central mientras el reloj marca casi las 12:00 horas. A 50 años de distancia, el tiempo ha reducido la velocidad de sus pasos pero no el ánimo de regresar al lugar que le cambió la vida.

Entérate:

"Tengo 84 años pero no se me olvida ese 2 de octubre, se me olvidará el día que muera. Seguiré viniendo y seguiré estando en pie de lucha. Me has hecho acordarme de muchas cosas del pasado", comentó mientras se le llenan los ojos de lágrimas.

Después de 1968 Rafael Macías terminó la carrera de medicina, siguió con su profesión como maestro de primaria la cual había adquirido antes de entrar al movimiento, ejerció sus dos carreras por décadas y se jubiló con el paso de los años.

Movimiento 68 Foto: Publimetro

Hoy, Rafael dice sentirse orgulloso de su pasado, y a pesar de que no es miembro activo de ninguna organización derivada del 2 de octubre ni es famoso por haber sido parte del movimiento, su papel ha sido ser testigo de la transformación en la vida cotidiana de los capitalinos a raíz de ese día.

"Este movimiento sigue vivo y espero que las personas aprendan de la historia pues si estamos informados y unidos tendremos un mejor futuro como mexicanos", apuntó.

Lo más visto en Publimetro TV:

 

 

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo