Receta para sobrevivir a los gastos de Navidad

Los regalos y gastos de Navidad no deben comprometer más de 30% del ingreso disponible; para lograrlo, debes redactar un presupuesto de fin de año

Por Mario Mendoza / @SoyMrMoney

La Navidad es una época dónde hasta 60% mexicanos da prioridad a los festejos, cenas y entrega de regalos; situación que pone en riesgo la economía de cientos de familias en nuestro país.

Manuel Hidalgo, consultor en Marketing, explicó que dicha temporada implica dos retos: primero, administrar y no despilfarrar los recursos. Entre diciembre y enero los mexicanos disponen de 20% del ingreso total del año; producto del aguinaldo, fondo de ahorro y hasta quincenas adelantas.

Segundo, refirió, la tentación del consumismo, provocado por las campañas de consumo que lanzan las marcas, tiendas y empresas; cuya meta es, precisamente, capitalizar el mayor flujo de los hogares.

"Entre 2 mil a 6 mil pesos invertirán las familias para la cena de Navidad y Año Nuevo; con los regalos y los juguetes para los niños, la cifra alcanza 10 mil pesos, reportó la Alianza Nacional de Pequeños Comerciantes (Anpec).

“Se trata de una época donde 60% de las personas da prioridad a los festejos y deja los gastos básicos en segundo término. Lo peor, refirió, es las cifras de la Condusef advierten que ocho de cada 10 consumidores pierden el rastro de sus gastos, por falta de un presupuesto.

“Y todo ello, nos enfrenta a tres riesgos: las compras por impulso y el inicio de la nueva cuesta de enero; la pérdida de recursos para enfrentar los gastos del Año Nuevo como impuestos, tenencia y pago de deudas; y el uso de tarjetas, préstamos personales y operaciones de empeño”, apuntó.

Enfrenta los gastos de Navidad

Compras Cuartoscuro

En una entrevista con Publimetro, el especialista explicó que, aún cuando los gastos de Navidad y las recomendaciones de compra son rutinarios, las familias dimensionan su impacto hasta que destinan 40% para cubrir sus cuentas o cuando no tienen para comprar ni la despensa.

Para que esto no te pase, apuntó, lo ideal es aplicar la regla 50-20.30; la cual implica destinar 50% del dinero a alimentos, renta y servicios prioritarios: agua, luz, transporte y educación; 20% al ahorro y gastos de inicio de año; y 30% a fiestas, regalos y paseos de fin de año.

    

“Si rompes dicho equilibrio, y destinas 40% o 50% a los festejos, vas a incumplir los compromisos indispensables para tu casa; lo que te lleva directamente al desequilibro y estrés financiero”, refirió Manuel Hidalgo.

Cómo sobrevivir a los gastos de Navidad

gastos Cuartoscuro

Para sobrevivir a los gastos de Navidad, la Condusef y los especialistas en finanzas personales te recomiendan:

  1. Fija un porcentaje de tu salario para tus compras. Suma tus ingresos del mes y resta los gastos fijos (agua, luz, renta, alimentos, transporte y otros adeudos). El remanente es lo que puedes destinar sin poner en riesgo a tu bolsillo.  
  2. Redacta un presupuesto. Piensa en artículos y productos que necesitas: pavo, pierna o bacalao y alimentos de la cena; regalos para tus familiares cercanos y reuniones familiares. Fija una cantidad para cada rubro y ajusta las compras al dinero disponible.     
  3. Compara precios, calidad y productos. Acude a –por lo menos– tres tiendas, compara los precios y verifica la calidad de cada uno. También puedes hacer este ejercicio a través de la herramienta Quién es Quien en los Precios, disponible en la página web de Profeco.
  4. No abuses de las tarjetas de crédito. Si pagas con el llamado dinero de plástico aprovecha las promociones, descuentos y ofertas. No abuses de las mensualidades sin intereses y cuida que los pagos se mantengan dentro tu presupuesto de la temporada.
  5. Evita despilfarrar tu aguinaldo. No seas de aquéllos que llevan productos de forma impulsiva; ya que “al fin y al cabo recibiré el aguinaldo”. Recuerda que tal prestación es una oportunidad para mejorar tu salud financiera.
  6. Compra sin remordimientos. La mejor fórmula es: redacta un presupuesto, establecer las prioridades de gasto de tu familia –alimentos, servicios, renta y deudas–; planear las cenas, festejos y entrega de regalos. Y antes de pagar, pregúntate: ¿esto es necesario? ¿lo puedo cubrir? y, ¿cuánto me tardaré en liquidarlo?

TAMBIÉN PUEDES LEER

NEWSLETTER

Lo Último de en tu correo...

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo