AMLO y su línea ofensiva

El plan económico de AMLO consistiría en pequeñas variaciones del estándar, que se espera tengan un efecto relevante en el crecimiento y redistribución

Por Juan Enrique Huerta Wong

El futbol americano es el deporte universitario. Toda universidad grande tiene un gran equipo, y las universidades mayores (UNAM, IPN, UANL) tienen ligas internas. La defensiva, se dice, gana los partidos, mientras que la ofensiva llena los estadios. Pero lo que hace verdaderamente grande a un equipo es la disciplina, tamaño y velocidad de la línea ofensiva. La de AMLO lleva al frente a un par de economistas difícilmente alcanzable por una tercia, Gerardo Esquivel y Carlos Urzúa.

El viernes, Gerardo Esquivel se llevó la mañana en un evento en la Universidad Iberoamericana donde estuvieron los asesores económicos de los tres candidatos con partido. Además de Esquivel, acudieron a la invitación de la Ibero, CEEY y RIMISP, otros distinguidos economistas, pues cada candidato tiene su propio equipo. Salomón Chertorivski dio una también interesante conferencia sobre el plan económico de Anaya, y Luis Madrazo habló por Meade.

Este lunes, Carlos Urzúa, virtual Secretario de Hacienda si como todo parece indicar gana AMLO la elección, regresó a su casa El Colegio de México, para interactuar con un numeroso grupo de asistentes. Esquivel es Doctor en Economía por Harvard, ganador del Premio de la Academia Mexicana de Ciencias, nivel III del Sistema Nacional de Investigadores. Urzúa es matemático, obtuvo el doctorado en Wisconsin, y dirigió la Escuela de Gobierno del Tec.

El trabajo principal que ambos tienen ahora es calmar inversionistas, hablar con ejecutivos de Fondos de Inversión y otras personas influyentes para atraer y retener inversión extranjera en México. La garantía que ofrecen es que nada será diferente, en lo macro, del estándar que se aprende en cualquier escuela de políticas públicas. Es decir, libertad total del Banco de México, libre flotación del peso, déficit primario cero, libre mercado, libre flujo de mercancías.

El plan económico de AMLO consistiría en pequeñas variaciones del estándar, que se espera tengan un efecto relevante en el crecimiento y redistribución. En lo fundamental, ninguno de los candidatos difiere en que se trata de mantener el rumbo, mejorar la inversión en infraestructura, acabar con la corrupción y redistribuir vía programas sociales. En lo que difieren es en los cómo.

En materia de infraestructura, la duda es acerca de si el nuevo aeropuerto debe continuar. AMLO plantea revisar cómo fueron efectuados los contratos, pues hay suspicacias de corrupción. Hay costo hundido en el gasto que ya se ha hecho en el nuevo, pero también en echar el actual aeropuerto a la basura. Un sistema de aeropuertos que incluyan Toluca y Santa Lucía sería más efectivo que un aeropuerto, como en París, NYC y San Francisco.

La propuesta en infraestructura descansa en echar a andar un tren entre Cancún y Palenque, así como en por fin echar a andar el proyecto trans itsmo. Unir más de 300 localidades con cabeceras municipales vía caminos pavimentados es parte de este plan.

En materia de redistribución, hay dos grandes planes, siendo el principal el de las becas a jóvenes. Argumentan que no costaría más que medio punto del PIB competir con la delincuencia organizada por la mano de obra de estos jóvenes, hoy los principales peones del crimen, no sólo en México pero en todo país con el cáncer DO.

Hasta aquí lo que claramente son luces de un buen plan. Pero hay oscuros también. El principal es que la reforma educativa se cancelará. Los incentivos que uno tiene para hacer bien su trabajo tienen que pasar por la amenaza del despido si no se realiza apropiadamente. Al cancelar la evaluación de los maestros, AMLO hipoteca así la única posibilidad de emparejar el piso de las oportunidades a las futuras generaciones, y perpetuará la desigualdad.

** Las declaraciones y opiniones expresadas en los contenidos de la sección Opinión y de todas las columnas y artículos, son de exclusiva responsabilidad de quien las escribe y de quien las firma, y no representan el punto de vista de Publimetro

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo