Nuevo León

Yo no le pido permiso a nadie, no son mis papás: Samuel García

Responde el gobernador a diputados quienes aprobaron en primera vuelta que el mandatario tendrá que notificar al Legislativo sobre sus viajes de trabajo

En broma, el gobernador indicó que los legisladores no son sus papás.

Después de que el Congreso de Nuevo León avaló, en primera vuelta, que Samuel García tendrá que notificar al Legislativo sobre sus viajes al extranjero, además de presentar un plan de trabajo y al regresar, un balance de resultados, el mandatario estatal afirmó que él no le pide permiso a nadie y que los diputados no son sus papás.

El miércoles con 30 votos a favor y 11 en contra legisladores dictaminaron que antes de cada salida al extranjero García debe notificar ante en Poder Legislativo.

“El gobernador no puede ausentarse del Estado por más de 30 días naturales sin autorización del Congreso del Estado o en su caso de la Diputación Permanente, cuando se ausente del Estado por un término mayor de cinco días naturales y menor de 30 deberá dar aviso al Congreso o a la Diputación Permanente”, leyó el legislador Eduardo Leal Buenfil.

Te puede interesar: Se pintan las manos de naranja en contra de la violencia femenina

Añadió que para salir del País por más de 10 días naturales, el gobernador necesita autorización del Congreso o de la Diputación Permanente.

“Tratándose de viajes oficiales deberá acompañar a su solicitud la agenda de trabajo así como a presentar a su regreso un informe de los resultados obtenidos”, agregó Leal Buenfil.

Estas modificaciones a la nueva Constitución, vigente desde el 1 de octubre, se harían tras su aprobación en una segunda vuelta.

Sin embargo, el jueves, durante un evento en el que el mandatario encabezó la entrega de más de mil computadoras a jóvenes que forman parte del Programa de Educación Dual, respondió: “(Los diputados) No son mis papás, yo no le pido permiso a nadie”.

Aclaró que tampoco ha recibido una notificación al respecto.

“No me ha llegado, nos vemos pronto. ¡Saludos!”, añadió para luego retirarse.

“No somos sus papás, somos el poder”

Tras las declaraciones del gobernador, Mauro Guerra, presidente del Congreso, expresó que, en efecto, los diputados no son los papás de García, pero son el poder

“¡Claro que no somos sus papás!, pero somos un poder legislativo que toma decisiones y que debe poner orden ante todas las irregularidades y las cosas malas que está haciendo este gobierno”, expresó el panista, “y la principal (cosa mala) es no responder a las exigencias de los ciudadanos para salvar lo que hoy está pasando: la violencia de género, la movilidad y el grave problema de contaminación”.

Indicó que otra irresponsabilidad del Ejecutivo fue la no presentación del Presupuesto de Egresos 2023.

“A mí me sorprende que hoy sigan hablando de que simplemente se decidió no mandar un presupuesto cuando quienes están al frente de la Tesorería, han estado, los últimos seis años, enviando el presupuesto”.

Más que no tenerlo listo, señaló Guerra, es un ejemplo claro de que hicieron mal la tarea, de que no quisieron enfrentar ni dialogar.

“(No quisieron) Oír las voces del Congreso y por eso quisieron quedarse con presupuesto que, entre comillas, les ha servido y digo entre comillas porque el presupuesto 2022 no ha resuelto el tema de la movilidad”, aseguró, “seguimos teniendo largas filas en espera en las calles; con el frío de ayer, la gente seguía esperando un camión.

“Seguimos teniendo los problemas de inseguridad que, cada vez, crece más; seguimos teniendo el mismo problema de contaminación, la pandemia ya no le está ayudando a este gobierno a reducir los índices de contaminación y cada día están incrementado más. Tenemos más días con mala calidad del aire que con buena y estos impuestos verdes que se le aprobaron en el presupuesto para el 2022 no han limpiado nada, seguimos teniendo la misma problemática”.

El gobernador indicó el miércoles que le beneficiaría seguir con el presupuesto 2022 porque estaban cubiertos todos sus programas prioritarios, pero el presidente del Congreso, advirtió que esa postura es irresponsable.

“La realidad cambió, hay una inflación, hay que regular los sueldos de los propios funcionarios públicos. Los municipios tienen que gastar en alimentos para sus ciudadanos, en transportación, en gasolina; no es el mismo costo de los que tuvimos el año pasado.

Te puede interesar: Walmart te invita a su nueva tienda: Gómez Palacio Laguna

“Creo que es irresponsable y por eso el Congreso tendrá que tomar manos en este asunto y corregir. Ya dimos un primer avance y la ciudadanía tiene que tener claro que este incremento que se pide en las participaciones federales, del 20 al 30% resume que los alcaldes puedan tener dinero suficiente para arreglar las calles, para mejorar la seguridad, para mantener los servicios, eso le va a servir a Nuevo León y el Congreso resolverá lo que este gobierno no está haciendo”, expresó Guerra.

DV Player placeholder

Tags


Lo Último

Te recomendamos