Deportes

Eduardo Aguirre vive triste cumpleaños en Tokio 2020

El delantero del Tricolor olímpico celebro su cumpleaños fallando un penal en la semifinal ante Brasil

Eduardo Aguirre vive triste cumpleaños en Tokio 2020

Hay algo que incrementa el dolor de Jaime Lozano, tras perder la semifinal olímpica ante Brasil. Eduardo Aguirre, quien falló el primer penalti para la Selección mexicana, celebró su onomástico más amargo. «Es una lástima por Eduardo, ya que es un tirador muy certero y además es su cumpleaños. Queríamos regalarle la victoria y no se pudo», lamenta el estratega.

¡Atención! ¿Cómo detectar el pie de atleta?

Te puede interesar: Maestros de la parrilla vuelve a Walmart, Superama y Walmart Express

Aunque la ilusión principal era el oro, «Jimmy» recuerda que el viernes, en Saitama, tendrán la posibilidad de ser el segundo Tricolor que gana una medalla olímpica, más allá de que la opción se haya reducido al bronce.

«La idea era pelear por el oro, desde antes de estar aquí, pero en tres días tenemos la posibilidad de irnos con otra medalla», subraya. «No es despreciarla (la presea al tercer lugar), y tenemos la gran posibilidad de lograrlo, pero nos tocó perder y nos va a doler; costará dormir, pero somos profesionales, hay que darle la vuelta a la página y saber que queda una posibilidad de ser medallista para llevársela a México».

México se rezaga en el medallero de Tokio 2020

Agenda de mexicanos para este 3 y 4 de agosto en Tokio 2020

Eso sí, Lozano no miente y reconoce que Brasil dominó a los verdes durante gran parte del cotejo. «Queríamos ser protagonistas. Hay equipos que en estas instancias son muy fuertes», recuerda. «Los cambios ayudaron a tener más la pelota. Ellos intentaron jugar más que nosotros». «Dentro de todo, medio controlamos el peligro que nos generaron. El equipo se batió y llegamos a los penaltis, que no son un volado, porque hay que tener temple, y estoy muy orgulloso de ellos».

A final de cuentas, siguen cerca de una presea, aunque las opciones de ganarla se han reducido de 75% a 50%. «El sentimiento que más experimento es orgullo», reitera. «Sí dolor, pero esto es algo que soñamos desde hace tiempo y sigo agradecido con la clase de jugadores y cuerpo técnico con el que trabajo». Su postura fue completamente defensiva, y no le da pena reconocer que «quería ganar como fuera, con una jugada a balón parado o en un contragolpe».

«Tenía mucha confianza y fe de que íbamos a sacar el resultado, porque contra ellos ganamos Copa Confederaciones, Mundial Sub-17 y Juegos Olímpicos, enlista. «Espero que después de esto, todos mis jugadores puedan ir a Europa, porque nunca competimos a este nivel en México. Acá controlas mal el balón y lo pierdes, en México no pasa eso».

Tags

Lo Último


Te recomendamos