logo
/ Instagram / Instagram
Entretenimiento 13/01/2021

El cambio de ‘Las chicas del barrio’ a casi 13 años del estreno de “Sin senos no hay paraíso”

El melodrama catapultó las carreras de las actrices que formaron parte de este grupo.

Desde su estreno en el año 2008, Sin senos no hay paraíso ha cautivado a las audiencias de numerosos países con las vivencias de ‘Catalina Santana’, una bella e ingenua estudiante cuya ambición, vanidad y deseos de llevar una vida rodeada de privilegios termina siendo su perdición cuando decide lograr sus objetivos adentrándose en una peligrosa red de prostitución de narcotraficantes pues cree que esta es la única manera de salir adelante.

Sin embargo, esta jovencita no recorre sola su camino para sumergirse en este oscuro mundo, desde el comienzo fue impulsada por “Las chicas del barrio”, las amigas que inicialmente envidia tanto que decide seguir sus pasos, colocándose implantes mamarios con el fin de cumplir con los estándares de belleza exigidos y dando pie a su vida de desgracias.

Como recordaremos, ‘Catalina’ vivía humildemente junto a su madre y su hermano y tenía un novio que la amaba, pero su vida en la escuela, en casa y su relación sentimental pierde interés para ella cuando queda deslumbrada por la repentina prosperidad que comienzan a ostentar ‘Vanessa’, ‘Paola’, ‘Ximena’ y su mejor amiga, ‘Yésica’.

Aunque la hija menor de ‘doña Hilda’ descubre que la vida llena de lujos de sus vecinas, más voluptuosas que ella, se debe a que ejercen la prostitución en el mundo del narcotráfico con la ayuda de ‘Yésica’, quien es la encargada de reclutar a las jóvenes más bellas para este fin, su ejemplo le muestra un camino fácil para salir de la pobreza y la idea de dejar atrás su vida humilde de la noche a la mañana la domina.

Es entonces cuando ‘Cata’ decide también involucrarse en esta red con el apoyo de ‘La diabla’. Al principio, es rechazada por el tamaño de su busto, pero fascinada con la fantasía de tener fama, dinero y poder al instante comienza a  obsesionarse con el pensamiento de operarse para superar a sus amigas en este universo, algo que logra cumplir sin tener en cuenta el alto precio que más adelante deberá pagar por sus decisiones.

El antes y después de “Las chicas del barrio”, las amigas de ‘Catalina’ en Sin senos no hay paraíso

Al igual que ‘Catalina’, sus amigas y sus diferentes historias personales también se ganaron un lugar en el corazón del público. De hecho, cuando Telemundo decidió retomar la trama en una secuela llamada Sin senos sí hay paraíso, en 2016, la expectación de la teleaudiencia por saber qué había sido de estas jóvenes, y las actrices detrás de ellas, fue enorme.

Aunque no todas las estrellas que dieron vida a este inolvidable grupo de amigas volvieron a la ficción, siguen siendo recordadas y aludidas por su impecable trabajo en esta telenovela, que continúa acaparando el gusto de millones.

No obstante, sin importar si volvieron o no, todas han evolucionado en los diferentes aspectos de sus vidas desde el final de la primera temporada de la saga escrita por Gustavo Bolívar. Mira cómo ha cambiado a más de 13 años desde el estreno de Sin senos no hay paraíso.

Ximena Fonseca

La actriz Carolina Sepúlveda fue la encargada de darle vida a ‘Ximena Fonseca’, una joven que más allá de ser amiga de ‘Catalina’, era su cuñada pues tenía una relación sentimental con el hermano mayor de esta, ‘Byron’.

En la secuela ambientada décadas después de la muerte de ‘Catalina’, esta mujer continuaba ejerciendo la prostitución en  Cabaret y ya comenzaba a mostrar signos físicos del deterioro provocado por practicar este oficio durante tantos años. En ese mundo, tenía una hija llamada ‘Valentina’ y su amistad con ‘Vanessa’ se mantenía en pie. Su final fue trágico.

Para Sepúlveda,  quien tenía 26 años cuando se ganó este rol en 2008, dar vida a ‘Ximena’ marcó un antes y después en su carrera. Por ello, cuando le ofrecieron volver a encarnar a la amada de ‘Byron’ en Sin senos sí hay paraíso la actriz aceptó sin dudarlo.

Actualmente, tiene 38 años y se ha construido una carrera de éxitos tras su actuación en la telenovela protagonizada por Carmen Villalobos con participaciones en proyectos como Victorinos (2009), Tres Milagros (2011-2012), La hermandad (2016) y, más recientemente, Like (2018-2019). En el plano personal, está casada con el famoso bajista Juan David Mejía, con quien procreó a su hijo Lorenzo.

Paola Pizarro

La intérprete colombiana Alejandra Pinzón se metió en la piel de la exuberante ‘Paola Pizarro’ en Sin senos no hay paraíso. Apenas tenía 22 años cuando encarnó este papel y, al igual que Sepúlveda, no hesitó en retomarlo en 2016 para las siguientes temporadas de esta gran historia.

Años después de los acontecimientos de la primera telenovela, ‘Paola’ seguía trabajando para ‘La diabla’ pero como mula. Por su trabajo, estuvo presa y alejada de su hija, ‘Martina’, por lo que la joven fue criada por su abuela en el barrio y crece a convertirse en la nueva ‘Diabla’. Su vida, al igual que la de su hija, tiene un fatídico desenlace.

Tras Sin senos no hay paraíso, la actriz que comenzó su carrera siendo una adolescente trabajó en un par de proyectos más para después alejarse de la actuación y concentrarse en la conducción de televisión en Estados Unidos. El papel que la hizo regresar al set fue precisamente el de ‘Paola’ en la continuación de la historia 8 años después del lanzamiento de la primera parte.

Hoy en día, tiene 34 años y  es madre de dos.

Vanessa Salazar

La bella Carolina Betancourt fue la encargada de encarnar a ‘Vanessa Salazar’, una de las mejores amigas de ‘Catalina’. Al igual que el resto de las integrantes de “Las chicas del barrio”, este personaje regresó a la ficción en Sin senos sí hay paraíso con una nueva vida, aunque todavía ejerciendo la prostitución; sin embargo, Betancourt no volvió al proyecto y fue reemplazada por Estefanía Gómez, actriz conocida por encarnar a ‘Aura María’ en Yo soy Betty, la fea.

La estrella, quien alcanzó la fama gracias a su interpretación de ‘Vanessa’, no pudo ser parte de la producción por segunda ocasión debido a que en esa época ya tenía compromisos laborales que no podía posponer.

Al presente, la actriz de 39 años, que todavía mantiene su amistad con Villalobos, está viviendo en Estados Unidos junto a su pareja y su hija, una pequeña llamada Valentina. En cuanto al terreno profesional, los últimos casi 13 años ha trabajo en proyectos como La Reina del Sur (2011), Mi Familia Perfecta (2018) y La Fan (2017). Además de dedicarse a su carrera como agente de bienes raíces.

Catalina Santana

Carmen Villalobos solo tenía 24 años cuando se estrenó como protagonista a lo grande en Sin senos no hay paraíso, una impactante historia que catapultó su carrera para ser lo que es hoy en día: una de las actrices latinoamericanas más queridas, exitosas y respetadas por su talento y entrega.

Villalobos revivió a ‘Catalina Santana’, ya no como esa niña inocente y ambiciosa, sino con una vida y mentalidad cambiada tras escapar a la muerte que ella misma planificó, en la segunda parte de Sin senos sí hay paraíso y continuó encabezando las siguientes temporadas de esta saga.

Hoy, la luminaria de 37 años es una de las celebridades más seguidas en redes sociales y sigue cosechando éxitos en todos los ámbitos de su vida. A nivel personal, disfruta de su matrimonio con el actor Sebastián Caicedo; mientras en lo profesional, tras muchos éxitos, se encuentra grabando la nueva versión de Café con aroma de mujer, donde debutará como antagonista este año.

Yésica Beltrán

En Sin senos no hay paraíso, el papel de ‘Yésica’ fue personificado más que magistralmente por la actriz colombiana María Fernanda Yepes, quien apenas comenzaba su carrera artística cuando se ganó la oportunidad de encarnar ese mítico personaje.

Gracias a su excelente desempeño en esta trama, ganó un gran reconocimiento. De hecho, continuó imparable  en el medio interpretando papeles principales en telenovelas de éxito tales como Rosario Tijeras (2010), Mentes en shock (2011), La Teniente (2012), Blanca (2016) y  La piloto (2017), por mencionar algunas.

Al igual que Betancourt, debido a compromisos de trabajo, la estrella de 40 años no pudo volver a meterse en la piel de su personaje cuando Telemundo continuó el teledrama en 2016, algo que fue muy duro para ella por lo importante que es ‘La diabla’ en su trayectoria.

Su más reciente aparición en una producción fue el año pasado en Oscuro deseo, serie de Netflix donde trabajó junto a actores como Maite Perroni y Alejandro Speitzer.  Hoy por hoy, además tiene su propio proyecto personal llamado Casa Felina, un rezo a la tierra.

También te puede interesar: