logo
La población asocia los movimientos más fuertes con las fechas. / FOTO: ISAAC ESQUIVEL /CUARTOSCURO.COMLa población asocia los movimientos más fuertes con las fechas.  / FOTO: ISAAC ESQUIVEL /CUARTOSCURO.COM
Nacional 08/09/2021

Septiembre no es sinónimo de sismos, es una coincidencia

Explica que los sismos no obedecen patrones o fechas para intensificarse; las réplicas uardan relación con la magnitud

Los sismos no se pueden predecir, no obedecen un patrón o atienden a fechas específicas, aseguró el analista del Servicio Sismológico Nacional (SSN), Víctor Hugo Espíndola.

“Hay que recordar que cualquier sismo que ocurra siempre nos va a tomar desprevenidos porque no se pueden prevenir, lo único que nos queda es tomar las medidas de prevención y planificar con los familiares las acciones a seguir”, aseguró.

En una entrevista con Publimetro, explicó que ha habido cientos de sismos fuertes desde hace 100 años, pero los que más impactaron a la población fueron de 1985 y 2017 y, coincidentemente se registraron en septiembre.

“Los seres humanos actuamos así, asociamos hechos fuertes con fechas y este tipo de acciones nos relajan. Es decir, el pensar que tienen relación los sismos con el mes”, apuntó.

Abundó que el último sismo fuerte que se registró en el país fue en junio del año pasado, de magnitud 7.4 en Huatulco; sin embargo, como no fue destructivo, no lo registramos con ese detalle.

Septiembre no es sinónimo de sismos

Cuestionado sobre si con el registro y seguimiento podrían descartar que históricamente septiembre presente actividad sísmica más intensa, aseguró que todo se debe a una coincidencia.

“Es una coincidencia que ha dejado muy marcada a la población porque los sismos de 1985 y 2017 fueron muy destructivos y en parte, un parteaguas para el estudio sismológico y para las acciones de protección civil”, dijo.

Sin embargo, quitar el mito sobre si este mes es más sísmico se logrará hasta que llegue uno de magnitud más fuerte que quede grabado para los mexicanos.

Réplicas de los sismos

Espíndola explicó que las réplicas del sismo de 7.1 del martes por la noche ya superan las 150; no obstante, sólo 20 de ellas han sido de magnitudes mayores a 4.

Sobre este punto aclaró que la cantidad de réplicas de un sismo guarda relación con la magnitud del sismo.

Como ejemplo mencionó que del sismo de 1985 que fue de 8.1, se tuvieron gran cantidad de ellas, incluso se extendieron hasta octubre y noviembre.

“Son ciclos, ocurren, comienzan a decaer; la gente lo olvida hasta que empiezan a ocurrir otra vez”, comentó.

Recomendaciones por sismos

Como parte de las recomendaciones para la población, dijo que mantener la calma es básico, así como seguir las recomendaciones de Protección Civil antes, durante y después de un sismo.

“Lo primero es conocer dónde estamos asentados, dónde agruparse y hacer un plan familiar sobre el resguardo y acordar un punto de encuentro con todos los familiares. Tener a la mano papeles y verificar las instalaciones”, aseguró.

Te recomendamos: