Consultoras advierten que consulta por Tren Maya traería riesgos al nuevo gobierno

El presidente electo adelantó que el ejercicio de opinión se podría llevar a cabo en diciembre próximo o en enero de 2019.

Por Jennifer Alcocer Miranda

La aplicación de una nueva consulta para definir la construcción del Tren Maya –como lo hizo en su momento con el Nuevo Aeropuerto Internacional de México (NAIM) – podría detonar un costo político negativo para el presidente electo, Andrés Manuel López Obrador, advirtieron expertos consultores.

La propuesta que dio a conocer recientemente el político tabasqueño para consumar o no el transporte de mil 500 metros que busca conectar Palenque, Chiapas con Cancún, Quintana Roo, responde a la necesidad de que sea el pueblo quien defina el destino de obras públicas, por lo que el ejercicio podía llevarse a cabo en diciembre de este año o enero de 2019.

Te recomendamos:

La directora general de la casa encuestadora Enkoll, Heidi Osuna, comentó que repetir el esquema de la consulta del Nuevo Aeropuerto Internacional de México (NAIM) es arriesgar mucho capital político para el futuro presidente del país.

"Debe haber una autocrítica del presidente electo y su equipo sobre las observaciones que se hicieron a la consulta del NAIM, tanto en la opinión pública como de empresarios y no perder de vista las deficiencias".

Asimismo, dijo que el nuevo ejercicio que se plantea se realizará cuando López Obrador ya haya tomado protesta como presidente, por lo que debe cuidar las criticas que se puedan dar y sí afectaría su nivel de aprobación entre la población–que actualmente es de 75%, de acuerdo con una reciente medición de la casa encuestadora.

"Su nivel de aprobación le da mucho capital político para no tener que hacer una consulta, pues la pasada lo desgastó. Al final del día es una decisión ya tomada por él y su equipo que debería seguir adelante. Me parece que hay decisiones que no necesitan ser consultadas sino tener estudios de impacto ambiental y de factibilidad porque muchos ciudadanos desconocemos del tema y al hacer las consultas técnicas correspondientes ayudarán porque sabemos que hay zonas ecológicas en desafío y no tenemos suficiente información para crear un veredicto al respecto", acotó.

En una entrevista con Publimetro, expresó que lo ideal sería que se aplique una encuesta lo que ampliaría el porcentaje de participación, pues para la cancelación de la mega obra en Texcoco sólo se tomó la opinión de 2% del padrón electoral, además de que saldría más barato, tomando en cuenta que costó entre millón y millón y medio el ejercicio levantado del pasado 25 al 28 de octubre.

"Creo que arriesga mucho con la consulta, tiene un capital político muy fuerte y no debería de arriesgarlo, pero si decide aplicarla debe ver los huecos y criticas por la consulta del NAIM, por las deficiencias en casillas, quiénes cuidaban la consulta y que participaron los militantes de Morena".

Ante este escenario, Ricardo de la Peña, director ejecutivo de la consultora Investigaciones Sociales Aplicadas (ISA), precisó que lo ideal –por la relevancia del proyecto– sería legislar previamente sobre la materia y luego sujetar la consulta a las normas que se aprueben.

“Esto sería lo que menos desgastaría al gobierno entrante y daría mayor legitimidad a la propia consulta y por ende al proyecto del que se trate, en este caso, el proyecto del Tren Maya”, apuntó.

También puedes leer:

Resultados de consulta del NAIM blindados con dos servidores: Fundación Arturo Rosenblueth 

Además, manifestó que una vez con el marco jurídico idóneo se debe observar aspectos técnicos importantes, entre ellos, construir una pregunta revisada por instancias diversas tanto electorales como jurisdiccionales.

Así como tener presente la necesidad de otorgar el derecho a difusión de posiciones favorables y opositoras al proyecto. Este derecho debe ser equitativo para todas las fuerzas sociales involucradas y que su fuerza vinculatoria sea sólo sí se alcanza 40% del padrón a consultar.

"Se debe lograr que sea organizada por instituciones electorales calificadas (INE), con una fecha previamente establecida, misma que considere los tiempos necesarios de preparación de acuerdo al porcentaje de población a la que se consultaría", refirió.

Probable participación

Enrique Calderón Alzati, presidente de la Fundación Arturo Rosenblueth, quien se encargó de computar los resultados del NAIM, obtenidos en 538 municipios del país, adelantó que de ser invitados a la nueva consulta participarían "gustosos".

Dijo que es importante que temas de interés nacional sean llevados al plano ciudadano, pues es a ellos a quienes finalmente impactan directamente este tipo de mega proyectos.

"Si nos invitar lo haremos por ser algo tan importantes; sin embargo, una vez que tome posesión el presidente electo tendrá los recursos paea hacer este tipo de ejercicios de manera institucional y no con la organización civil que se vio recientemente, que claro, por su naturaleza da paso a la improvisación", compartió.

Lo más visto en PublimetroTV:

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo