Nuevo León

Caso Peña Coss a 18 años: “Diego no fue”, asegura excompañero de prisión de Diego Santoy Riveroll

Este 2 de marzo, nuevamente se abre la puerta al debate, la duda y a diferentes versiones sobre lo que pasó aquella noche en la casa de la colonia Cumbres

El abogado Roberto Flores señala que la ignorancia es atrevida.

A 18 años de uno de los crímenes más controvertidos en la historia de Monterrey: el asesinato de los niños Erik Azur y María Fernanda Peña Coss y, con Diego Santoy Riveroll, condenado a más de 70 años de prisión por el homicidio, parece que el caso está cerrado... ¿o no?

Y es que cada 2 de marzo, cuando se cumple el aniversario luctuoso, surgen nuevas hipótesis de lo que sucedió en la residencia ubicada en la calle Monte Casino 2909 de la colonia Cumbres, de Monterrey.

Te puede interesar: “El asesino de Cumbres”: Una obsesión, un crimen, una canción y una película

En una primera versión, Diego, capturado por las autoridades en Oaxaca, desde donde planeaba huir a Guatemala, confesó ser el autor del asesinato.

Después cambió su versión y señaló a su exnovia, Erika, como la responsable del crimen. Incluso dijo que fue idea de ella que la golpeara con un martillo en la cabeza y que le cortara el cuello.

La defensa encabezada por la tristemente célebre abogada Raquenel Villanueva, logró reducir la sentencia de más de 140 años, a la mitad.

Desde entonces han surgido voces que condenan a Diego por haber privado de la vida a los niños, pero también hay otras que apoyan al exestudiante de ingeniería.

“Sí fue él...”

Las redes sociales se han convertido en un medio de difusión de información y una de ellas, TikTok, de las más populares y, precisamente en el Gusgri Podcast, un excompañero de prisión de Diego reveló que en realidad fue Erika fue quien terminó con la vida de sus hermanitos.

El exinterno de penal afirmó que dentro del centro penitenciario se aprende a conocer a las personas y se sabe quién sí es capaz de matar y quién no.

“Desgraciadamente, en ese momento, se hizo un caos mediático, la mamá de los niños (Tere Coss) era famosa y le creyeron más por ese lado”, expresó el exinterno. “Si fue él quien le cortó el cuello a Erika, como él lo platica, pero no fue él quien mató a los niños”.

De acuerdo a la versión de Diego, esa noche ambos habían consumido pastillas y andaban bien “locos”.

A los 39 años de edad, Diego luce muy diferente.

“Ellos hicieron un pacto de muerte, pero los niños no tenían nada qué ver. Ya empastillados... las drogas... no controlas las emociones ni lo que haces, las pastillas te hacen creer Superman”.

Añadió que Erika se fue de la habitación por un cuchillo para que Diego le cortara el cuello. La joven regresó, Diego la cortó y ella cayó al suelo. Al verla ensangrentada el exnovio se dirigió a otra habitación por una sábana y se dio cuenta de que los hermanitos estaban muertos.

“El (Diego) así lo platica y yo le creo porque te das cuenta de volada. Te das cuenta porque te bajan los años (de condena)”.

Diego podría salir al cumplirse 40 años de estar en prisión.

Actualmente Santoy trabaja fabricando bolsas de piel y su excompañero revela que les pone su firma: Diego Santoy.

“Si lo ves ya no lo vas a reconocer: usa barba, lente. El quiere cambiar su imagen”.

Destacó que dos días antes del crimen, Erika junto con su madre y su hermana aparecieron en el programa “Volumen 1″, conducido por Mario Vanzinni.

“Ella dijo claramente que odiaba a sus hermanitos...”.

“Yo gané cero...”

“¿Cómo le cobras a una mujer que acaba de perder a sus dos hijos y que tiene una tercera muriéndose?, ¿cómo tasas los honorarios?, ¿qué le cobras en un tema de ese tamaño”.

De esta manera reflexionó el abogado Roberto Flores, quien representó a la familia Peña Coss, durante el juicio contra Diego Santoy.

Flores, en entrevista en el programa “Fernando Lozano presenta”, reconoció que pesar de ser un caso tan mediático su popularidad como abogado no se disparó.

“No compadre, no es así. A cualquier abogado que haya manejado un caso mediático del tamaño del caso Santoy o del caso de Gloria Trevi, te voy a explicar lo que sucede: se va el 80% de la clientela”, señaló.

No te funciona para que ganes más, agregó, le puedes preguntar a cualquier abogado que haya manejado un caso sumamente mediático se te va la gente.

“¿Sabes por qué?, porque piensan: ´Está bien ocupado, no tiene tiempo para mí... no puede. (Atender un caso así) Te posiciona y la gente te reconoce. Eso es parte de alimentar el ego, nada más, no te alimenta el bolsillo”.

Flores desechó las versiones de que en realidad Erika fue la culpable de terminar con las vidas de sus hermanitos.

“Esa es la prueba de que la ignorancia es atrevida, sumamente atrevida”, destacó.

El crimen, señaló Flores, fue un asunto tan fuerte que destruyó dos familias: la Peña Coss y la Santoy Riveroll.

“La gente opina porque le gusta opinar, no tiene idea de qué fue lo que sucedió. La Dirección de Servicios Periciales, en aquel entonces, levantó toda la investigación completa. Hay más de mil fotografías del lugar de los hechos, videos lo que tú te imagines.

“En aquel entonces yo nada más a Mario Gámez le di el acceso a la casa para demostrar la psicofonía, que es el tema de hablar y que se escuche... las pruebas de audio”.

“Todos le creemos”

Durante más de tres años “Jenni” (nombre no real) formó parte el club de fans de Diego Santoy porque estaba segura de la inocencia del joven.

“Sí, formé parte del club de fans. Y todavía estoy segura de su inocencia...”, dijo en entrevista telefónica.

“Jenni” señaló que se interesó en apoyar a Santoy porque le llamó la atención que “Lety de Santoy” fundadora del club, y quien posteriormente se casó con él, hizo una campaña muy fuerte en 2009 para apoyar al joven.

“Teníamos contacto con ella, nos decía que en realidad Diego era inocente, que había muchas irregularidades en el caso y que la verdadera culpable era Erika”.

Tras el matrimonio de “Lety de Santoy” con Diego, la relación entre ella y el resto de las integrantes del club de fans se intensificó porque ella era quien, de forma directa, les daba información sobre cómo estaba Diego.

Te puede interesar: Caso Cumbres: El macabro hallazgo en expresiones de Santoy y Peña Coss

“Todas estábamos enamoradas de él, pero la que se casó fue ´Lety´. No nos importaba mucho, realmente si creíamos en su inocencia. Todavía todas le creemos”.

DV Player placeholder

Tags


Lo Último

Te recomendamos