Noticias

“Aquí sigo y aferrado a la vida”, el emotivo mensaje de “El Mijis” desde el hospital

El diputado por San Luis Potosí aseguró que los estragos causados por el cáncer son peores que las heridas recibidas como pandillero

El diputado local de San Luis Potosí, Pedro César Carrizales, más conocido como “El Mijis”, publicó un mensaje en sus redes sociales tras la operación de emergencia que le practicaron debido a complicaciones del cáncer que padece, en el que manifestó que está aferrado a la vida y en las manos de Dios para recuperarse.

  1. ¿CÓMO DETECTAR EL PIE DE ATLETA?
  2. CONOCE LAS CONSECUENCIAS POR NO TRATAR EL PIE DE ATLETA
  3. PIE DE ATLETA Y LAS MEJORES PRÁCTICAS PARA CURARLO Y PREVENIRLO

“¡Banda, aquí estoy de aferrado… a la vida! Sigo en el hospital, ya me controlaron el dolor y la hemorragia que me hicieron perder la conciencia. Estoy en manos de los doctores y del jefe Chuy… nadie podemos evitar o cambiar el destino, no importa cual sea”, se puede leer en sus redes sociales.

También agradeció los mensajes de apoyo y cariño que ha recibido en estos días, ya que las muestras de afecto, sus hijos y familia lo fartalecen para poder seguir adelante.

  1. Esto te interesa: Fiscalía CDMX busca ficha roja para detención de Mauricio Toledo

“El Mijis” aprovechó el mensaje para recordar su pasado como integrante de una pandilla, en donde tuvo algunas heridas al enfrentarse con otros grupos, pero aseguró que ninguna se esas lesiones se puede comparar con los daños provocados por el cáncer.

“Me filetearon y madrearon varias veces, pero les juro que esta enfermedad es más cabrona. No quiero su lastima ni que sepan de mi por estar enfermo. Prefiero que hablen de lo que he hecho en la vida. Hay quienes me daban por muerto y hay quienes decían que era falso. No hablaré más de mi salud, la próxima vez será para decir que le gané al cáncer”.

Y remató: “Mientras el jefe nos dé licencia yo voy a aguantar, le voy a echar ganas y a chambear. Aquí sigo, vivo y aferrado. Les amo”

Tags

Lo Último


Te recomendamos